velasco A1 fiscalia

Pasan las semanas, salen a la luz nuevos antecedentes en torno al caso Penta, y para Andrés Velasco, como para casi todos los involucrados, se hace más difícil sostener una defensa que sea creíble.

A las contradicciones entre su versión y la de los dueños del holding, Carlos Alberto Délano y Carlos Eugenio Lavín, ahora se suma el dato de lo que dijo al fiscal Carlos Gajardo el financista de su campaña, Tim Purcell.

“A fines de 2012 o a comienzos de 2013, a través de un correo electrónico le pregunté a Tocornal si la empresa Penta estaría interesada en hacer un aporte a la asociación Tierra Firme”, dijo el empresario el pasado 9 de enero cuando prestó declaración en la Fiscalía Oriente.

En parte de su testimonio, el empresario explica que Tierra Firme se creó para investigar y fomentar las ideas de Andrés Velasco en torno a políticas públicas.

Sobre el aporte,  Purcell agrega que  “Tocornal me responde que sí, y me indica el monto, $ 5.000.000, y me dice que requería de un respaldo para justificar el aporte, esto es algún tipo de documento que justifique el egreso desde Penta”.

Ahí es cuando aparece la famosa boleta que el abogado Gabriel Méndez le pide al contador Jorge Olave.

“A Méndez le digo que Penta está dispuesto a hacer un aporte de $ 5.000.000 a la asociación y que necesita un respaldo. A los pocos días me manda un correo y me dice ‘aquí va la boleta’”, contó además Purcell.

Según publica La Tercera este martes, además de esa declaración de Purcell, Velasco envió una carta al fiscal Gajardo el 16 de enero, un día después de declarar, donde le autorizó a acceder a su cuenta bancaria.

“Estimado señor fiscal: con el preciso objeto de colaborar en la investigación (…) que dirige, adjunto carta de autorización bancaria de Cactus Consultores S.P.A.. Atentamente, Andrés Velasco”.

Cabe recodar que aparte de la boleta que Olave le entregó a Méndez para que Penta desviara 5 millones de pesos, a Velasco se le indaga por los 20 millones palos que le pagó el holding por un almuerzo.

El ex ministro de Hacienda asegura que esa plata fue para el giro de su consultora Cactus, pero tanto lo que dijeron el ex gerente Hugo Bravo, como Délano y Lavín apunta en sentido contrario.

“Una presentación a los controladores del grupo, a la plana directiva. Yo le dije (a Manuel Tocornal) que mi agenda está súper copada y que si lo hacía le iba a cobrar $20 millones (…) los $ 20 millones recibidos en Cactus se utilizaron en el giro de la empresa y no se gastaron en gastos de campañas”, fue lo que dijo Velasco a Gajardo.

Este último fin de semana, La Tercera reveló parte de lo declarado por Délano y Lavín, y respecto de Velasco, dijeron lo siguiente:

“Estos son aportes en el filo de la navaja, porque él puede sostener que es una asesoría. Yo lo entiendo como una recaudación de fondos elegante”, confesó Carlos Lavín.

Por su parte, Délano sostuvo que para él “el almuerzo con Velasco fue una especia de charla asesoría con fund-raising”.

Además de los antecedentes relacionados con Penta, el domingo Reportajes de La Tercera reveló la existencia de una cena que tuvo lugar en Londres en marzo de 2013 donde se junto plata para Velasco. La actividad estuvo organizada por sus ex compañeros de la universidad de Yale. El círculo del economista le bajó el perfil al asunto y aseguró que finalmente no se juntó nada.

El Pentagate le viene pegando fuerte a Velasco en sus aspiraciones presidenciales. El ex ministro ha ido cediendo terreno como la figura política de centro izquierda con más futuro, mientras Marco Enríquez-Ominami se posiciona en el top ten. Además, Velasco está cada vez más distanciado de la Nueva Mayoría justo cuando MEO sigue en coqueteos políticos con el bloque oficialista.

Nota de la Redacción: El día que se publicó el artículo, en la parte de la declaración de Purcell donde hablaba de los aportes decía “a través de un correo electrónico le pregunté a Tocornal si la empresa Penta estaría interesada en hacer un aporte (a la campañas) y debía decir “a la asociación Tierra Firme”.