fuente-alba

El ex comandante en jefe del Ejército declaró ante la Fiscalía el pasado 25 de mayo en el marco de la investigación que lleva en su contra el Ministerio Público por el millonario patrimonio que acumuló durante los años que dirigió la institución castrense (2010 y 2014).

El Mercurio publicó este sábado, una de las tres declaraciones que ha prestado el militar en retiro ante el fiscal José Morales, en la que justifica su patrimonio a partir de asignaciones, viáticos, venta de bienes y herencias.

“Si he recibido algún tipo de beneficio económico o de otra naturaleza entre los años 2005 y 2015 de algún proveedor o contratista del Ejército: Nunca. Si ocupé fondos de gastos reservados del Ejército en beneficio personal o de algún miembro de mi familia: Nunca. Si recibí algún tipo de beneficio de empresas extranjeras o nacionales que han contratado o pretendían contratar con el Ejército de Chile: Jamás”, sostuvo Fuente-Alba.

El ex militar aseguró que su patrimonio, avaluado en más de mil millones de pesos responde a las comisiones que recibió durante el tiempo en que fue destinado al extranjero, la compra y venta de sus vehículos y las herencias familiares que ha recibido a lo largo de su vida.

En relación a cuando fue destinado a Estados Unidos, Argentina y El Salvador recibió 507 mil palos verdes por concepto de “ingresos por comisiones de servicio en el exterior”, monto que posteriormente depositó en sus cuentas.

“Estas comisiones significan el sueldo que se paga en dólares”, explicó, agregando que “esto se compone por sueldo por ley, más la asignación por costo de vida del país”.

En esa línea, el oficial en retiro explicó que propio “Ejército dispone la apertura de cuentas en el extranjero donde se pueda depositar el sueldo”.

Según detalló, la cuenta fue abierta en el banco HSBC de Washington y se mantuvo activa hasta 2013.

“En la primera comisión de servicio que tuve al Salvador existía la posibilidad de ingresar vehículo sin impuestos. Yo realicé esto, y posteriormente los vendí”, sostuvo.

En dicho país Fuente-Alba agregó haber ganado “aproximadamente 15 mil dólares a esa fecha por utilidad” y agregó que no invirtió “dinero en la compra del auto, sino que la inversión inicial por el vehículo fue financiada por el mismo comprador final de este”.

“Este dinero lo traje a Chile, pero no recuerdo la forma”, agregó.

En esa línea, Fuente-Alba agregó que cuando volvió de El Salvador importó un “Mercedes Benz por partida de Aduanas” con el fin de que este llegara a Chile cuando él terminara su comisión. Cuando volvió al país lo vendió. “Con esta venta gané aproximadamente US$14 mil. Estos dólares los vendí para invertirlos en una casa”, declaró.

Sobre su paso por Argentina Fuente-Alba describió una operación similar. En el país trasandino tuvo la posibilidad de comprar un vehículo fabricado allá sin pago de impuestos. “Yo no invertí en ese vehículo. Un ciudadano argentino invirtió el dinero en el auto para que yo una vez que lo liberara él me pagaba la diferencia de precios. La utilidad que percibí por esto fueron US$12 mil dólares. Este dinero lo ingresé al país en efectivo en varios viajes”, sostuvo ante el fiscal.

El ex comandante en jefe del Ejército además aseguró que su padre, quien murió en 2009, le transfirió donaciones de dinero que él recibió por la muerte de su abuelo, monto que habría ascendido a los $95 millones. Además, por la venta de una casa en el Quisco habría recibido $13 millones, todo esto sumado a una herencia de su esposa.

“Estas donaciones no fueron declaradas tributariamene, ni tampoco se realizaron otro tipo de trámites. Desconozco si mi padre realizó algún tipo de trámite en ese sentido”, afirmó.

Recordemos que tal como reveló una extensa investigación de The Clinic Online, la Fiscalía Centro Norte investiga desde el año 2014 el origen del millonario patrimonio del general (r). Esto, porque según las conclusiones de la Fiscalía este no guarda proporción con los recursos que percibió durante su trayectoria en la institución.