Medina McDonalds Vice

Pedro Medina tiene 38 años y vive en Choachí, un municipio rural ubicado a 42 kilómetros de Bogotá, la capital colombiana. Allí, convive con el matrimonio de su hijo y un nieto de menos de dos años, quien está creciendo sin vitaminas, antibióticos y vacunas.  “Está creciendo en el campo, rodeado de la energía de la naturaleza”.

No usa refrigerador: “Ahí pegamos notas, recibos, papeles urgentes. La nevera consume el 50% de la energía de una casa. ¡El 50%! ¿Puedes creerlo? No la necesito”. No come carne, es vegetariano.

Abrió su primer McDonald’s en Colombia en el año 1995. De su experiencia en la internacional de comida cuenta que las órdenes las da el reloj: “Tres minutos para tomar el pedido que aparece en la pantalla, otros tres para sacar las papas de la freidora, siete para que se dividan en porciones y se entreguen a los clientes, cinco para asar las carnes en la plancha, 20 para tirar los nuggets que no se vendieron y reemplazarlos por unos nuevos. Una hora para que las presas de pollo corran la misma suerte. Seis días para que los operarios tiren a la basura bolsas de panes y verduras que ni siquiera llegaron a abrirse”

Adentro de “La Minga”, su casa, Medina tiene una habitación que él llama “Museo de la Paz” y que a menudo, la gente podría confundir como una habitación de cachureos.

Imágenes de Vice/ Revisa el artículo completo aquí.

Medina McDonalds Vice Medina McDonalds Vice