Un intercambio verbal de grueso calibre tuvo lugar esta mañana en la sala de la Cámara de Diputados.

Resulta que mientras el PR Marcos Espinosa (PR) presidía la sesión, le otorgó la palabra al UDI Ignacio Urrutia, parlamentario que sacó su bazuca.

“Aquí no se puede venir a hablar de que aquí hay gente corrupta en esta Cámara, cuando un diputado que me antecedió en la palabra que se dio vuelta borracho en un auto de la Cámara de Diputados cuando era vicepresidente de la misma. Entonces, nunca hay que escupir al cielo, presidente, porque las cosas caen”.

Las palabras aludían al PPD Felipe Letelier.

En medio del campanilleo y el “cierre de sesión” proferido por Espinosa, Letelier reclamaba de fondo: “Presidente, usted le dio la palabra a este imbécil, es un imbécil éste”.