La candidata presidencial del Frente Amplio, Beatriz Sánchez, se refirió en su cuenta de Twitter al fraude del justiciero trucho, Pablo Oporto, quien, tal como destapó una publicación de la revista Sábado, mintió ante todo Chile y en un programa donde ella estuvo contando que supuestamente cargaba con varias muertes producto de su defensa ante la delincuencia.

“Sobre Aquí Está Chile, @chilevision debe disculpas a la ciudadanía: el rating no pude ser un todo vale, menos si eso afecta a la sociedad”, afirma la periodista.

“Y repito lo dicho en @Revista_Sabado : transformar violencia en show puede ser rentable para medios y candidatos, pero nos vuelve más inseguros”, completa, agregando que esta situación, así como la de las denuncias en su contra de la hija de Bonvallet son ejemplos de por qué se debe chequear la veracidad de una información.

Según el reportaje de Sábado, Oporto no sólo no mató a nadie, sino que tiene causas en su contra por maltrato animal, porte ilegal de armas, y violencia intrafamiliar, esta última archivada.

“Siempre ha sido bueno para inventar historias… lo que sí es verdad es que hacía peleas clandestinas de perros. Entrenaba sus perros, gastaba dinero en eso. Siempre recuerdo esto: una vez se escapó una perra y se cruzó con un quiltro. Como el cruzaba los perros sólo con otros de la misma raza, en vez de regalar los perritos, los mató. Les aplastó el cráneo con el pie. En el patio de local”, contó a Sábado su exesposa, Camila Pereira.