El desempleo en Chile se situó en un 6,8 % en el trimestre móvil septiembre-noviembre de este año, 0,3 puntos más que el 6,5 % anotado en igual periodo del 2017, según informaron hoy fuentes oficiales.

No obstante, la tasa de paro anotó una disminución también de 0,3 puntos en comparación con el 7,1 % anotado en el trimestre móvil anterior (agosto-octubre), precisó el informe, del estatal Instituto Nacional de Estadísticas (INE).

La cifra se situó por debajo del 7,0 % que pronosticaban el mercado y los expertos y se explica por un crecimiento de la fuerza de trabajo del 0,9 % interanual, superior al aumento de los ocupados, de un 0,5 % en el período, según el informe.

Las tasas de participación y ocupación se situaron en un 59,4 % y un 55,4 %, respectivamente, precisó el texto.

El aumento de los ocupados en el trimestre móvil fue impulsada principalmente por los sectores Salud (7,6 %), Construcción (3,4 %) y Transporte (4,1 %), mientras las principales disminuciones afectaron a la Industria Manufacturera (-5,9 %), Comercio (-1,5 %) y Hogares como empleadores (-5,2 %).

Por categoría laboral influyeron principalmente en el aumento de los ocupados los asalariados privados públicos (2,8 %) y privados (0,5 %, en tanto que los trabajadores por cuenta propia no tuvieron variación y el personal de servicio doméstico disminuyó (-3,9 %)

En ese contexto, la fuerza de trabajo alcanzó en el período a 9.041.550 personas, de las que 8.424.060 tienen empleo y 617.490 no lo tienen.

Por sexos, el desempleo masculino fue del 6,5 % y el femenino, del 7,3 %.

En la región Metropolitana de Santiago, que concentra cerca del 40 % de la fuerza laboral de Chile, el desempleo en el trimestre septiembre-noviembre fue del 7,3 %, que supone un aumento interanual de 0,7 puntos porcentuales.

Las regiones con las mayores tasas de desempleo fueron O’Higgins, en el centro del país, con un 8,2 %, Antofagasta (norte), también con un 8,2 %, Tarapacá, también en el norte, con un 7,4 % de desempleados, mientras las regiones de Atacama (norte) y de Santiago (centro), marcaron un 7,3 % de parados.

En el otro extremo, las que tuvieron las tasas más bajas fueron Aysén (2,7 %), Magallanes (2,7 %) y Los Lagos (3,9 %), las tres en el sur de Chile.

Por sectores, los mayores aumentos interanuales del empleo correspondieron a Información y Comunicaciones (13,5 %), Atención de Salud (7,6 %) y Otras actividades de Servicios (5,2 %).

Las mayores caídas, en tanto, correspondieron a Actividades de organizaciones y órganos extraterritoriales (-70,3 %), Actividades de Servicios administrativos (-6,8 %), e Industria Manufacturera (-5,9 %).