Agencia Uno

“Le mando un saludo a Cristián Warner”: ME-O zafa del Caso OAS con mensaje para su ex asesor condenado y emplazamientos “unitarios” a Boric y Provoste

Entre familiares y adherentes, el por cuarta vez aspirante a la presidencia se refirió en la sede de su partido al juicio por presunto financiamiento irregular de la política en el marco de la campaña presidencial del 2013, donde él fue absuelto y su ex asesor condenado. Asimismo, sacó a colación a Yasna Provoste y Gabriel Boric por la unidad de la oposición, llamándolos a realizar un programa de gobierno conjunto.

Acompañado de sus hijas y con un evidente talante de alivio, llegó Marco Enríquez-Ominami a la sede del Partido Progresista, colectividad que fundó en 2010 tras su primer intento por llegar a La Moneda. Cuando estaba a pasos de entrar a la casona blanca, ubicada en la calle Los Leones en la comuna de Providencia, hizo oídos sordos a un insulto que le gritó un iracundo automovilista desde su ventana. No importaba: había logrado sortear el juicio en el que se le acusó de delitos tributarios y fraude al fisco durante su campaña del año 2013 en el marco del denominado Caso OAS, por montos que suman $350.000.000. 

Saludó con el puño cerrado a los periodistas y militantes presentes y, frente a sus hijas, a un lado del presidente de la colectividad, Camilo Lagos y a pasos de su madre, Manuela Gumucio, se paró ante las cámaras y de los micrófonos para dar sus primeras palabras tras el juicio que terminó en condena para su ex asesor, Cristián Warner.

Esperé siete años a que la justicia hablara. El fallo fue contundente, hubo imprecisiones y falta de rigor, afirmo que hubo sesgo”, comenzó diciendo el por cuarta vez candidato a la presidencia, con habla pausada y los ojos llorosos. El ambiente era tenso y, rodeado de fotos de Clotario Blest, Salvador Allende y de Gladys Marín, ME-O le mandó un saludo a la distancia su ex asesor y amigo que no tuvo la misma suerte: “Le mando un saludo a Cristián Warner, que va a ganar en los tribunales superiores. Es un hombre decente”, acotó el candidato.

“Están mis hijas aquí, ya nos hemos abrazado, y en nombre de los que más sufren en Chile voy a seguir luchando. Ahora estoy más libre que nunca para seguir luchando por la justicia social. Está amenazada la esperanza de un pueblo y ahí estaré”, dijo ME-O entre aplausos y consignas de seguidores que gritaban “¡Marco Presidente!”, frase que tantas veces escuchó por allá en un lejano año 2009, cuando por primera vez puso en marcha una aventura presidencial a contrapelo de la entonces Concertación.

Sobre la condena que recayó sobre su ex asesor, con lo cual el 4° Tribunal Oral de lo Penal de Santiago acreditó “falsedad ideológica” en dos boletas emitidas en el marco de la campaña presidencial del 2013, el candidato tuvo escuetas palabras: “No es cierto (que haya habido financiamiento ilegal), los tribunales superiores lo demostrarán y Cristián Warner será absuelto”, dijo.

“Ni usted senadora Provoste, ni usted diputado Boric”

Tras sus primeras palabras, el líder del PRO, quien comenzó su discurso con una emocionalidad cercana a las lágrimas, fue rápidamente cambiando su humor, y al cabo de pocos minutos ya se encontraba haciendo bromas con los periodistas y cercanos que lo rodeaban.

Así, el líder del PRO también tuvo palabras sobre sus contendores en la carrera presidencial: “Si desde que llegó Piñera ustedes están mejor que antes, si están más ricos y duermen mejor, tienen a Sebastián Sichel que es la expresión de la descomposición de la Concertación”, dijo mirando con actitud provocativa a las cámaras. 

“Ahora estoy más libre que nunca para seguir luchando por la justicia social. Está amenazada la esperanza de un pueblo y ahí estaré”, dijo ME-O tras ser absuelto.

De la misma forma, tuvo también mensajes para los candidatos del Frente Amplio y de la DC: “Ni usted senadora Provoste, ni usted diputado Boric son mis adversarios. He competido duramente en las tres elecciones anteriores y hoy lo haré con espíritu de unidad”, dijo antes de proponer que las tres candidaturas se unan en un programa de gobierno común.

Al ser consultado sobre cómo su campaña irrumpe en el panorama de la oposición, que ya contaba con el diputado Gabriel Boric (Apruebo Dignidad) y Yasna Provoste (Nuevo Pacto Social) como abanderados antes de su sorpresiva entrada en carrera, ME-O sostuvo que el sector se dividió mucho antes de que él decidiera ser candidato. Los culpables, a ojos del cineasta: Gabriel Boric y Yasna Provoste

Creo que fue un enorme error del diputado Boric romper la oposición y negarse a primarias amplias, y fue un enorme error de la senadora Provoste a último minuto imponer una primaria que yo advertí que iba a fracasar”, sostuvo.

“Senadora Provoste, Gabriel Boric, hagamos un programa único, hagamos unidad. No fueron capaces ambos de hacer una primaria. Una como yo propuse. Vi ayer a Pamela Jiles que lo reconocía, propuse la primaria única desde Pamela Jiles a Ximena Rincón, no quisieron, ahora en ánimo unitario, unámonos en un gran programa. A diferencia de otras veces, yo comprometo que a segunda vuelta pase quien pase de oposición, yo lo apoyaré. Mi verdadero adversario es el candidato Sichel, que quiere confiscar la esperanza de un pueblo”, agregó.

“Creo que fue un enorme error del diputado Boric romper la oposición y negarse a primarias amplias, y fue un enorme error de la senadora Provoste a último minuto imponer una primaria que yo advertí que iba a fracasar”, dijo el líder del PRO sobre las candidaturas de Apruebo Dignidad y Nuevo Pacto Social.

Así y todo, aunque en esta oportunidad ni la Fiscalía ni el Consejo de Defensa del Estado pudieron acreditarle reembolsos de gastos electorales con antecedentes ficticios, ME-O aún tiene cuentas pendientes con el Poder Judicial, ya que todavía se encuentra en calidad de imputado en el Caso SQM, también por presunto financiamiento irregular de sus actividades políticas. Con todo, el ex diputado PS sugiere que la Justicia tiene una particular fijación con su extrovertida figura.

“Yo tuve trece causas abiertas. No quiero hablar de persecución, califíquenlo ustedes, pero yo nunca había visto a un líder político tan escrutado. No conozco a ningún otro liderazgo político más vigilado, más observado y más acosado”, terminó diciendo, antes de subir al segundo piso de la sede del PRO acompañado por el timonel del partido, Camilo Lagos.

También puedes leer: Julio Feres, jefe de la candidatura presidencial de Kast: “Hay gente de Chile Podemos+ que se sentirían más cómodos en una campaña como la nuestra”


Voler al Home para seguir leyendo más notas de The Clinic

Comentarios