Contraloría investiga a Redes Asistenciales por el no cobro de más de 400 millones por ventiladores arrendados a clínicas privadas

La Contraloría inició una investigación en contra de la Subsecretaría de Redes Asistenciales por el presunto no cobro del arriendo de ventiladores a 17 clínicas privadas por un total de 433 millones de pesos en perjuicios al Estado en plena pandemia del Covid-19.

´Las indagatorias comenzaron tras la denuncia realizada por la diputada PR, Marcela Hernando, quien criticó al entonces encargado de dicha subsecretaría, Arturo Zúñiga, diciendo al sitio Interferencia que “debería estar dando explicaciones de todas las irregularidades que se cometieron con los ventiladores”.

Añadió que “van a tener que hacer un juicio de cuentas en el Ministerio respecto de los recursos que hoy no se sabe dónde están, cuyos valores aún no han vuelto al Ministerio”.

Por ahora Contraloría otorgó un plazo de un mes para que Redes Asistenciales tome “las medidas necesarias para recaudar las sumas pendientes por concepto de arriendo de los equipos”.

A continuación te mostramos los recintos de salud y los montos que adeudarían:

Clínica Las Condes: $41 millones; Clínica Indisa: $12,2 millones; Nueva Clínica Cordillera: $36 millones; Clínica Santa María: $31 millones; Fundación Arturo López: $24 millones; Hospital Clínico de la Universidad de Los Andes: $32 millones; Clínica San Carlos de Apoquindo: $11 millones; Hospital Clínico de la Universidad Católica (Christus): $64 millones; Centros asistenciales asociados a la Universidad Católica: $76 millones; Red Salud Bicentenario: $47 millones; Clínica Sanatorio Alemán: $6 millones; Clínica Isamédica: $9 millones; Hospital Parroquial de San Bernardo: $10millones; Clínica Dávila: $23 millones; Clínica BUPA Santiago: $33 millones; Clínica Vespucio: $24 millones; Mutual de Seguridad: $ 7 millones; Hospital del Profesor: $23 millones.

El pasado 5 de febrero de 2020 el Ministerio de Salud autorizó la entrega de bienes adquiridos a servicios públicos por la pandemia de forma gratuita. A su vez, dio luz verde al “arriendo” de equipos al servicio privado.

En algunas clínicas se defienden indicando que no usaron los ventiladores mecánicos, mientras que en otros lados no los devolvieron en óptimas condiciones.


VOLVER AL HOME

The Clinic Newsletter
Comentarios