El ministro del Interior y Seguridad Pública, Andrés Chadwick, anunció que estudiarán la fundamentación que hizo el Tribunal Oral en lo Penal de Temuco al determinar la pena de presidio de 18 años de presidio efectivo que se aplicó contra el machi Celestino Córdova.

La autoridad ancestral mapuche del Lof Lleupeko deberá pasar 18 años tras las rejas por el delito de incendio con resultado de muerte en el caso por el ataque incendiario perpetrado contra el empresario Werner Luchsinger, ocurrido la madrugada del 4 de enero de 2013, cuando fue atacado su fundo y terminó falleciendo calcinado junto a su esposa Vivian Mackay, en Vilcún.

Chadwick explicó en La Moneda la tarde de este viernes que el equipo jurídico del Ministerio del Interior, parte querellante en el caso, evaluará el contenido de la sentencia “para luego de hacer esa evaluación determinar si existe algún tipo de error jurídico o de razonamiento que merezca una interpretación distinta de la que ha hecho el tribunal, para determinar si procede o no un recurso de nulidad”.

El secretario de Estado reconoció que “aspirábamos a más, creemos que en justicia correspondía, que existían los instrumentos jurídicos para una pena mayor, pero estamos frente a una condena de 18 años de presidio efectivo que está dentro de los rangos más altos que contempla la legislación penal”.

El jefe de Gabinete reiteró que a su parecer correspondía la calificación del crimen contra el matrimonio como un delito de carácter terrorista, e informó que “si se dan las condiciones una vez estudiado el fallo, para efectos de si procede un recurso de nulidad, obviamente que haremos presente ante el Tribunal la condición de delito terrorista”.