Malaysia

El Gobierno expresó hoy sus condolencias a las familias de las 298 víctimas que viajaban en el avión de Malaysian Airlines que supuestamente fue derribado ayer en el este de Ucrania y pidió que se realice una investigación “amplia, rigurosa y transparente” de los hechos.

“Es indispensable garantizar el acceso inmediato de los investigadores al lugar del siniestro para determinar con claridad quienes perpetraron dicho ataque y por cuál medio”, señaló la Cancillería chilena en un comunicado.

“Este tipo de actos no pueden quedar en la impunidad y sus autores, cómplices y encubridores, deben ser llevados a la justicia”, agregó el texto.

El Gobierno chileno aseguró que planteó sus observaciones y preocupaciones en una sesión especial del Consejo de Seguridad de la ONU -del que es miembro no permanente- que se realizó este viernes para abordar el siniestro.

El Boeing-777, que cubría la ruta entre Amsterdam y Kuala Lumpur, fue presuntamente derribado por un misil tierra-aire, según los servicios de inteligencia de EE.UU., que sospechan que los rebeldes prorrusos están detrás del ataque, aunque por ahora no han presentado pruebas que sustenten esta hipótesis. EFE