ward-au

Como una caja pagadora que financiaba el día a día de quienes luego se convertirían en gobierno tildó el diputado de la UDI, Felipe Ward, a la empresa de Giorgio Martelli Asesorías y Negocios, firma que facturó a la filial de SQM, Salar, y a la que además le emitieron boletas el ministro del Interior, Rodrigo Peñailillo, el director del SII, Michel Jorratt, y otros funcionarios del gobierno, según una publicación exclusiva dada a conocer por The Clinic Online.

 

En conversación con Radio Agricultura el parlamentario del greamialismo fustigó la relación entre la firma y personeros del oficialismo, pese a que se ha insistido en que las boletas fueron emitidas por trabajos realizados, y luego de que -por ejemplo- el ministro Peñailillo revelara los tres informes que elaboró en 2012.

“Yo creo que cumple con requisito, pero yo creo que aquí es insuficiente la explicación (…) A todas luces es bastante notorio que las personas que trabajaron en la pre campaña de la Presidenta necesitaban financiar su día a día y encontraron este mecanismo en la empresa de Martelli, que se transformó en la caja pagadora de futuros ministros y funcionarios de gobierno”.

Al respecto, Ward hizo un parangón con la situación que vivió su sector, particularmente su partido, luego de que estallara el caso Penta.

“Tiempo atrás cuando las boletas provenían de gente de la centroderecha según el gobierno eran todas truchas, en cambio las que aparecen de parte del gobierno son todas legales y todos han prestado los servicios, por eso espero una investigación imparcial y pronta de parte de la justicia”, afirmó.

El diputado de la UDI también se refirió a la inhabilitación de Jorratt para resolver situaciones de empresas a las que haya asesorado los últimos dos años, en la que está incluida la firma de Martelli.

“Me aparece adecuada la decisión, pero espero que se inhabilite al director y no al servicio (…) Obviamente que uno no esperaría que un director tenga que inhabilitarse, pero siendo confirmado en el cargo no le queda nada más que dar un paso al costado”.

Con todo, Ward apuntó a que “más allá del enojo ciudadano, yo sigo pensando que son en base a comportamientos individuales, que son la excepción a la regla y que las instituciones funcionan (…) Creo que se han ido dando garantías con el paso de los días en orden a que aquí si existe independencia y libertad para investigar, me gustaría ver el mismo sesgo en la Fiscalía”..