Madrastra Angel TW

El Tribunal Oral en lo Penal de Curicó expresó que Vanessa Trigari, deberá cumplir la sentencia de presidio perpetuo por el homicidio de su hijastro Ángel Márquez. El perito del Servicio Médico Legal, indicó que el niño murió asfixiado y que su cuerpo presentaba fracturas en la clávicula, una de sus costillas y  pie. Además de evidentes signos de desnutrición y cabello debilitado.

Pese a ello, Vanessa insistió en varias oportunidades  su inocencia y culpaba a su otro hijastro de 11 años de la muerte del menor. Sin embargo, el 16 de septiembre, la mujer fue condenada en calidad de autora del delito.

El jardín infantil donde asistía el menor realizó denuncias por los claros signos de maltrato que recibía en el pasado. Muchas veces el niño fue trasladado al Hospital de La Serena, pero el médico a cargo de su expediente nunca colaboró con la denuncia.

La madre biológica entregó su tuición en abril del 2013 al papá de Ángel. Posteriormente, el niño de 4 años era reconocido por un carácter silencioso y por presentar moretones y rasgos de golpizas: cortes y quemaduras.

El niño desapareció durante tres días el año pasado y posteriormente apareció en un sitio eriazo sin vida.

La Fiscalía dejó en claro que la madrastra sólo podrá optar a algún tipo de beneficio tras 20 años de condena efectiva.