El pasado 30 de noviembre, en la audiencia de formalización de los cuatro imputados por el homicidio de Camilo Catrillanca, el Ministerio Público dio a conocer extractos del registro captado por la Central de Comunicaciones de Carabineros de Chile (Cenco) durante el operativo realizado el 14 de noviembre en Temucuicui, que además de cobrar la vida del comunero, gatilló la desvinculación y posterior prisión preventiva de los excarabineros Raúl Ávila, Carlos Alarcón, Patricio Sepúlveda y Braulio Valenzuela.

El audio, transcrito en un documento de once páginas, recoge el relato de las fuerzas policiales que participaron en el procedimiento por tierra y aire, y entre otros elementos, contraviene la versión inicial de Carabineros que apuntaba a un enfrentamiento entre Catrillanca y sus victimarios.

Tras tener acceso a este documento, The Clinic reconstruyó el minuto a minuto del crimen, desde que los uniformados tomaron conocimiento de un robo de tres vehículos –al que Catrillanca fue ligado en un principio, y que motivó su adentramiento en Temucuicui- hasta el inútil intento por salvar la vida del joven en el Cesfam de Ercilla.

EL TRACTOR
El material revisado indica que a las 16:18:20 horas del miércoles 14 de noviembre, un llamado proveniente de un teléfono móvil denuncia la sustracción de un vehículo Chevrolet Sail, otro Nissan y un Great Wall, del que “no se mantiene mayores características”.

Pese a que Carabineros “ha intentado llamar en reiteradas oportunidades al recurrente” sin que éste conteste, un minuto después del primer contacto, un grupo de uniformados denominado Malleco Dos se dirige hacia el cruce Quecherehuas apoyado por el helicóptero H-02, que emprende vuelo en la misma dirección luego de que se confirmara que el atraco fue consumado “desde (la) escuela Santa Rosa, comunidad Ancapi Ñancucheo”.

A las 16:31 horas, tras una entrevista con las víctimas realizada por el teniente Sebastián Fortes Olivares, Carabineros ya conoce el color, la patente y el año de los vehículos supuestamente robados: Nissan March color plateado (2017), Chevrolet Sail del mismo tono (2011) y Great Wall gris (2017). Y cuatro minutos más tarde, también está al tanto del método que habrían utilizado los sustractores: “3 encapuchados cortaron un cerco y lo cruzaron por el camino, así el primer móvil detuvo su marcha, los individuos se encontraban ocultos, estos salieron con armas de fuego y armas blancas intimidando a las víctimas huyendo en el interior de los vehículos, al parecer hacia el camino público de Quecherehuas”.

Entonces, las patrullas oyen que “se procede a realizar los encargos de los vehículos por frecuencia de comando y control”, e inmediatamente después, el helicóptero que se encuentra monitoreando la zona desde hace catorce minutos, informa que “por el sector de la laguna mantiene a los vehículos a la vista”.

En este escenario, a las 16:38 horas, Cenco menciona por primera vez a los carros blindados que enfilaron hacia Temucuicui: el J-040, que trasladaba al equipo Beta (formado por personal del GOPE), y el J-052, que llevaba al equipo Gama (efectivos de Fuerzas Especiales), quienes se dirigieron a la zona aludida por el helicóptero.

Según la orden de detención de los imputados, y tal como corroboró el registro audiovisual presentado por los querellantes el pasado viernes, el equipo Beta se movilizó por la ruta R-50 en el carro J-040 hacia “el pozón”, un lugar emplazado en Temucuicui. Debido a un corte de camino, la unidad se bajó del carro y siguió a pie, comandada por el sargento Raúl Ávila Morales, quien llevaba una cámara Go Pro en su casco, cuya tarjeta de memoria removería y destruiría luego del operativo.

HERIDO
Según consta en el diálogo revisado por The Clinic, el contingente que destinó Carabineros para enfrentar el robo de los vehículos incluía al menos tres cuerpos por tierra (Malleco Dos, GOPE y Fuerzas Especiales), un helicóptero y un dron, que se sumó a la tarea a las 16:53 horas. Esto, además de otros refuerzos que menciona Cenco, como la ayuda del “TTE. Tapia en el J-019”, que se movilizó a las 16:44 horas hacia el lugar; el “J-1144”, que hizo lo propio dos minutos después; y “el comisario de la 1ra. FF.EE. en el TR-015 desde Temuco al procedimiento”, que anunció su partida a las 16:53 horas. En total, según otro informe oficial de la institución, participaron más de cuarenta uniformados en la operación, y se efectuaron 406 disparos.

A medida que el equipo Beta se acercaba a la zona de “la laguna”, el helicóptero alertaba distintas situaciones, como la presencia de dos individuos “parapetados” en el bosque. Posteriormente atestiguó, desde la altura, la secuencia de hechos que terminó con Catrillanca herido de un disparo en la cabeza, lo que según se aprecia en lo transcrito por Cenco, se produjo sin amenaza ni enfrentamiento de por medio:

16:55:08 INFORMA QUE EL H-02 INFORMA (sic) MANTIENE A LA VISTA A LOS INDIVIDUOS QUE SE ENTREVISTARON CON UNA PERSONA QUE VA EN UN TRACTOR, COMO ASIMISMO ESTOS SE HABRÍAN SUBIDO AL TRACTOR.

16:57:25 INFORMA EL H-02 QUE EL TRACTOR SE ESTÁ DANDO A LA FUGA, ESTE LO MANTIENE (A) LA VISTA, AHORA ESTE SE HABRÍA ESTACIONADO AL COSTADO DEL CAMINO.

16:58:24 H-02 INFORMA QUE EN EL SECTOR SERÍA ÁREA SEGURA (sic), INFORMA QUE A 300 METROS DE LA LAGUNA SE DIVISAN A LOS INDIVIDUOS.

16:59:19 EL EQUIPO BETA INFORMA QUE LOS INDIVIDUOS AL VER LA PERSONAL (sic) ESTOS A DARSE A LA FUGA, INFORMA QUE ESTOS ABRIERON FUEGO AL VEHÍCULO, MANTENIENDO A UN LESIONADO EN EL LUGAR.

16:59:53 POR IMPACTO BALÍSTICO.

17:02:39 INFORMA EL SR. PREFECTO DE FF.EE. QUE SE MANTIENE A LA PERSONA LESIONADA POR IMPACTO BALÍSTICO.

120 segundos después de esta indicación, Cenco informa que el “fiscal (adjunto de La Araucanía) Enrique Vásquez dispuso fijación fotográfica del hecho”, y a las 17:05, el equipo Gama anuncia que trasladará a Catrillanca hasta Ercilla.

No obstante, cinco minutos más tarde, “personal de Ercilla comunica que no hay médico en el Cesfam”, por lo que se toma la decisión de que funcionarios del Samu atiendan al herido. Para esto, se dispone un plan de traspaso con la patrulla en el cruce de Collico, dentro de los próximos ocho minutos. Paralelamente, el subprefecto de FF.EE., José Augusto Correa, aporta por primera vez que Catrillanca “mantiene impacto balístico en la zona de la cabeza”.

Ajeno a estas acciones, el equipo Beta dice por radio que aseguró dos de los vehículos sustraídos, el Nissan y el Great Wall. Y a las 17:16, que también encontró al Chevrolet.

Finalmente, el equipo del Samu que supuestamente recibiría a Catrillanca en Collico no apareció, y el herido fue trasladado hasta el Cesfam de Ercilla, como se planteó en un principio:

17:23:41 TTE. FORTES COMUNICA CESFAM ERCILLA Z-7789 MANTIENE A UN LESIONADO CASA MILITAR PANTALÓN AZUL BIGOTES.

17:27:55 SE TRATARÍA DEL MISMO LESIONADO CON IMPACTO BALÍSTICO EN EL CRÁNEO QUE HABÍA SIDO TRASLADADO EN EL J-052 Y QUE PERSONAL SAMU NO LLEGÓ AL CRUCE COLLICO POR LO CUAL PERSONAL POLICIAL REALIZÓ EL TRASLADO HACIA CESFAM ERCILLA.

17:29:25 MALLECO DOS DISPUSO QUE PERSONAL POLICIAL REALICE EL TRASLADO AL LESIONADO.

17:29:52 INFORMA EL SUBCOM. B DE LA 2DA. CO. FF.EE. QUE EL INDIVIDUO EN EL CESFAM ERCILLA ESTABILIZANDO AL LESIONADO EN EL LUGAR (sic).

17:29:54 TTE. FORTES COMUNICA QUE EL LESIONADO ESTÁ INCONSCIENTE, VIVO, ESTÁ SIENDO ESTABILIZADO POR PERSONAL DEL CESFAM.

DISPAROS
De acuerdo a este registro, el equipo Beta omitió en todo momento a la Central que el joven asesinado –hasta entonces “herido”- iba junto a otra persona sobre el tractor, que se trataba de un menor de edad y que decidió tomarlo detenido luego de los disparos, en una acción que luego sería declarada ilegal por Fiscalía.

El adolescente, de iniciales M.P.C, fue llevado la comisaría de Collipulli por Carabineros luego de recibir golpes e insultos verbales, según declaró al Instituto Nacional de Derechos Humanos (IDNH) esa misma noche.

Según pudo constatar el INDH, hasta allí también fueron trasladados otras personas luego de protagonizar disturbios en el Cesfam de Ercilla, lo que es corroborado por el registro de Cenco:

17:37:02 TTE. FORTES COMUNICA QUE SE PRODUJERON UNOS INCIDENTES. MANTIENE A DOS IMPUTADOS LOS CUALES INTENTARON AGREDIR AL PERSONAL POLICIAL.

Tres minutos después, Fortes añade: “imputados opusieron resistencia a la detención, con golpes y palos son trasladados en el Z-6581”.

A cuarenta minutos del disparo en la cabeza a Catrillanca, Cenco informa que “el fiscal instruyó que todo el personal que participó incidente lesionado (sic) se trasladen a la segunda comisaría de Collipulli, vehículos, personal y armamento que se utilizó”.

Pese a la instrucción, los equipos policiales no se retiran del lugar y continúan en Temucuicui, como da cuenta el mensaje proveniente de un comisario no individualizado de Fuerzas Especiales, quien a las 17:43 horas avisa que, por primera vez, se escuchan disparos en su contra, los que provendrían “desde el sector de unas casas cercano a donde se encuentra el tractor”. Cuarenta segundos más tarde, la unidad área contradice la alerta: “el H-04 sobrevolando el procedimiento, el cual señala que al momento no se aprecia individuos por esos sectores”.

Según el informe, el diálogo final se centra en los inconvenientes que habrían tenido los efectivos policiales para abandonar la zona. A las 18:01 horas, por ejemplo, “informa el prefecto de las FF.EE. que están sacando un vehículo del sector del sitio del suceso”, pero que “al momento le estarían efectuando disparos”, lo que es respondido de igual forma, supuestamente, “con las medidas de seguridad” correspondientes.

En tanto, el último mensaje que alude a Catrillanca, es pronunciado a 66 minutos del disparo que recibió -según la investigación en curso, desde el arma del exsargento Carlos Alarcón- y menciona un inútil esfuerzo por salvar su vida:

18:05:53 MALLECO 1 COMUNICA: AÚN EL LESIONADO EN REANIMACIÓN EN EL CESFAM DE ERCILLA.