Ahí quedaron: Justicia prohibió uso de lacrimógenas contra niños en Aysén

Esta tarde el juez titular Juan Patricio Silva Pedreros, actuando en calidad de juez de Familia de Aysén, determinó la medida cautelar de “prohibición absoluta a carabineros del uso de elementos de disuasión, entiéndase bombas lacrimógenas y balines, en contra de las personas de los referidos menores y de sus respectivos domicilios”.

Esto, después de una denuncia en la que solicitó la protección de nueve menores de edad, que habrían sido afectados por el uso de disuasivos químicos (gases lacrimógenos) utilizados por Carabineros, durante los enfrentamientos entre los pobladores de Puerto Aysén y los efectivos policiales en la zona.

Según constata el Juzgado de Letras y Garantías de Aysén, Silva Pedreros se constituyó en el domicilio de los menores, ubicado en la población Pedro Aguirre Cerda, lugar donde constató que aún se encontraba en el lugar restos de bombas lacrímógenas, lanzadas en viviendas donde pernoctan niños.

“Teniendo presente las circunstancias anteriormente referidas, la gravedad de los hechos denunciados y constatados, las que importan claramente, al menos, una evidente amenaza al derecho a la integridad física y psíquica garantidos respecto de toda personas, en el artículo 19 N°1 del texto constitucional patrio, y en especial de los menores en cuyo favor se han otorgado facultades al tribunal de Familia para adoptar medidas de protección de los derechos de los niños, niñas y adolescentes, a fin de proteger los derechos de éstos cuando se encontraren amenazados o vulnerados”, dice la resolución.

De esta forma, el jefe a cargo de los efectivos policiales estaría siendo informado de esta medida durante el transcurso de la tarde, quedando imposibilitado de lanzar más bombas al interior de los hogares ayseninos.

Comentarios