¿Qué te han parecido las reacciones del fallo? Lo que dijo Eike Batista, por ejemplo.
– A ver, este proyecto era ilegal, siempre lo fue. Si él quiere que yo como representante del pueblo de Totoral me haga responsable del apagón en Chile, no lo voy a hacer porque no nos corresponde a nosotros responder eso. Es decir, yo como abogado del pueblo no tengo por qué aceptar que se haga un termoeléctrica, por muy necesaria para Chile que sea, que va a contaminar mi pueblo y que más encima es ilegal. Todas las afirmaciones que hace Eike Batista y sus gerentes yo no me las compro. No somos ignorantes, consultamos a especialistas y expertos en la materia y todos nos dicen que esas afirmaciones son inventadas.

¿Esas afirmaciones de que Chile necesita urgente más energía?
– Claro. En Chile la cantidad de energía que hay es más que suficiente. Hoy tenemos en el SIC (Sistema Interconectado Central) 14 mil megawatts instalados y por ejemplo, el día en que más se ocupó energía el año pasado 2011 fueron 6 mil y tantos. El día que se ocupó más en un día y fue menos de la mitad de lo que hay. Entonces, tenemos energía de respaldo suficiente. Así que si quieren hacer un debate en serio, hablemos en serio. Los expertos que son independientes y profesionales en el tema rebaten todas esas afirmaciones.

Te molesta el tema.
– Por supuesto. Lo que más me molesta es que esas opiniones que dicen ser técnicas en realidad son interesadas. Quieren que salga todo a como dé lugar. Y además son ninguneadores porque dicen que uno piensa en su pueblito, en un puntito chico del territorio y no en el desarrollo del país.

En esa misma línea, el gobierno salió con todo a dar señales de tranquilidad frente a este tema. Varios ministros alertaron lo que podría pasar y el mismo Presidente Piñera habló de no dejarse llevar por “cantos de sirenas” en el anuncio de la Carretera Eléctrica.
– Lo que dijo Piñera sobre los cantos de sirena es una falta de respeto con la ciudadanía. Qué cantos de sirenas si fue la Corte Suprema, el máximo tribunal, quien falló así y de manera unánime. Nosotros lo único que convocamos fueron nuestros derechos constitucionales y la Corte nos dijo que teníamos toda la razón. Toda.

Parecen bastante enojados por el fallo
-Mira, el Presidente Piñera y el ministro de Energía deberían estar enojados con MPX porque siguieron adelante con un proyecto que era ilegal desde un principio. Enójense con ellos, no con con nosotros. Acá el pueblo se dio cuenta del abuso, se organizaron, tomaron contacto con nosotros y generaron todo. Esto es una victoria judicial y general de ellos porque no es sólo Totoral el que está contra el proyecto. En Copiapó hubo manifestaciones de 5 mil personas contra el proyecto y pese a que no fue cubierto por TVN o Canal 13, sí está documentado.

El discurso es que no se puede ir contra el progreso.
Pero si esto no es una batalla contra el gobierno de Piñera aunque a muchos les interese eso, porque el gobierno de la señora Bachelet para mi gusto también habría apoyado el proyecto. No lo siguieron apoyando cuando perdieron la elección en la primera vuelta. Por eso es falso que acá hay una actitud contraria política. Al antiguo alcalde de Copiapó, Marco López, no lo quiere nadie por esto. Y al actual, Maglio Cicardini, que era el alcalde independiente y que la gente lo apoyaba en medida que estaba en contra, cuando empezó a mostrar que estaba a favor de los beneficios que ofrecía la empresa, la gente se le empezó a echar encima. Y hoy la unanimidad del concejo está en contra.

¿De quienes tuvieron apoyo durante este tiempo?
– Los que apoyaron siempre fueron el diputado Alberto Robles (PRSD) y la alcaldesa de Caldera, Brunilda González. Ellos apoyaron siempre. Todos los demás se fueron colgando en el camino y más ahora.

Igual había gente que apoyaba Castilla
– Sí, yo no digo lo contrario. Toda la gente que lo acepta lo hizo cuando se convenció que era imposible pelear con él. Pero si tú preguntas si les gusta el proyecto, todos dicen que no. La gran mayoría nunca se resignó. La empresa asumía que los apoyaban porque iba el hijo de una señora de la directiva a preguntar por la beca universitaria que ofrecían. Hubo gente que se resignó y tomó el discurso ‘realista’, pero pese a esa vara tan alta de tentaciones que pusieron hay gente que jamás cedió. Aún cuando los beneficios eran muy altos para ellos.

¿Tú dices que la mayoría estaba en contra?
-Siempre. Totoral es un pueblo pequeñito, donde viven 120 personas. Hay gente que va los fines de semana, pero esto no es como Algarrobo. Acá hay un pueblo que ejerció su derecho a rechazar un proyecto que les iba a cagar la vida. La gente tenía más esperanzas que nosotros en ganar en la Corte.

Supremazo

¿Cómo se le gana a un gigante como MPX y a una de las personas más millonarias de Sudamérica?
– No se qué quieren decir con eso, pero este es un fallo muy bien fundado. La Corte pudo haber ratificado ambos fallos, el que el puente se podía contruir y que la central Castilla era contaminante, por separado. Y no, la Corte por unanimidad entra a analizar el tema. La Corte acogió nuestro argumento de que no se pueden fraccionar los proyectos y esto de hacer un estudio del puerto y la central por separado. En algunos casos es más discutible, pero acá era distinto. El puerto no sirve para otra cosa salvo para traer carbón y petróleo.

¿Para nada más?
– Hay un tercer uso potencial de exportación y ese es el gran argumento de la empresa para decir que no era un proyecto directamente vinculado a esto. Pero cuando el ministro les dijo que el puerto se podía construir pero la central no y les preguntó si lo van a construir igual, ellos dijeron que no porque el proyecto está íntimamente ligado a Castilla. A mi me parece excelente que nuestros ministros hayan tenido la valentía de llevar esto adelante. Dicen que hay una interpretación excesiva, pero cómo va a ser excesiva si nuestra norma lo dice. De otra forma puede haber sido evaluado todo por separado.

Dicen que eres como el héroe de Totoral
– Yo no creo en eso. Tuve respaldo del estudio donde trabajo y conté con el apoyo de otros abogados expertos en el tema cuando yo se los pedí. Expertos de la Universidad de Chile, de la UDP, profesores, académicos y algunos abogados top que me hicieron aportes valiosísimos. Además, logramos emplazar a la empresa en Brasil, en Alemania. Articulamos una gran pelea y esto fue la gota que rebalsó el vaso. No es que yo me las sepa todas, probablemente sé menos que varios abogados ambientalistas. Ahora, estoy muy contento, es la victoria profesional más grande que haya tenido. Después del nacimiento de mis hijos, esta es la tercera gran alegría. Es lo máximo porque creo que va a tener impacto en la gente que yo defiendo, pero también en la política medioambiental y energética que vamos a tener de aquí en adelante.

¿Crees que esto va a repercutir en otros proyectos parecidos como Hidroaysén, Isla Riesco y Río Cuervo, entre otros?
– Yo creo que acá hay un problema estratégico. Castilla se construye ahí porque a alguien se le ocurrió, a Eike Batista. Nadie le dijo, ni el gobierno de Bachelet ni de Piñera que iban a hacer de Hacienda Castilla una zona de sacrificio. Eso no lo definió el Estado. Porque por último si hay un debate democrático y se dice que Totoral tiene que serlo, se debate, pero esto se le ocurrió a un ricachón y Chile tiene que aguantar. Y cuando se va el ricachón y patalea nosotros nos ponemos a llorar y decimos “uh, nos vamos a quedar sin luz”. Aquí hace falta una mirada país.

¿Qué mirada deberíamos tener según tú?
– Mira, Atacama es el mejor lugar del mundo para la energía fotovoltaica. En Alemania tienen grandes proyectos con capacidad de 30% y aquí se podría aprovechar el 70%. Y se dan excusas como que hay que guardarla, que la minería funciona las 24 horas y está bien, pero hagamos una política en serio. Yo la minería la apoyo, pero no toda. Ni siquiera si es estatal o privada o multinacional. La minería del cobre es aporte para el país, para el mundo porque genera productos que sirven. Pero la minería del oro, Pascua Lama, cuál es la utilidad para la humanidad. Esas cosas me apasionan y veo que no hay espacio ni siquiera para debatir. Algunos dicen que estoy pensando cabezas de pescao, que creo en un ecologismo socialista de otro mundo, pero no dan el espacio para debatirlo. Yo no me compro el cuento de las amenazas y nada.

¿Qué le dirías a la gente que los tilda de hippies trasnochados que rechazan todo, que van en contra del progreso?
– Yo los trataría de ignorantes, que no se informan. Y pretenden además incentivar la ignorancia. O sea, la señora María Isabel González (ex secretaria ejecutiva de la Comisión Nacional de Energía) me da pena. Dijo textualmente ‘aquí ganaron los poderes fácticos, las influencias, las presiones’. ¿Presiones de quién? ¿Qué presión puedo ejercer yo sobre el ministro Muñoz que ni me conoce? Conoce a los otros abogados, a Jana, Gutiérrez, claro. ¿Porque hicimos una manifestación de 40 personas acá hicimos presión? Qué ridículo. Esa es su explicación. Eso es una falta de respeto y que salga diciendo eso en TVN y no me den permiso a mi para ir a rebatirle al tiro, lo encuentro pésimo.