Corea del Sur propone reunión al Norte sobre el polígono de Kaesong



Corea del Sur propuso hoy al Norte celebrar una reunión esta semana para abordar temas relativos al cierre del clausurado complejo conjunto de Kaesong, horas después de que el régimen norcoreano reabriera la única línea de comunicación bilateral.

“Hemos enviado un fax al Norte en el que proponemos celebrar una reunión de trabajo este sábado 6 de julio” en la fronteriza Aldea de la Tregua de Panmunjom, indicó una portavoz del Ministerio de Unificación que, aseguró, espera en estos momentos una respuesta del país vecino.

La reunión, detalló, abordaría temas urgentes como el posible acceso de empresarios surcoreanos al polígono ubicado en el Norte para poner a salvo o retirar sus productos y maquinaria y así evitar su deterioro durante las lluvias del monzón estival, que comenzará en breve.

Corea del Norte, que desde el pasado 11 de junio no contestaba las llamadas del Sur, entabló ayer un primer contacto con su vecino para autorizar el acceso de los empresarios a Kaesong, en respuesta a las peticiones expresadas por éstos los pasados días.

Además, por primera vez en 23 días Pyongyang respondió esta mañana a la llamada rutinaria del Sur, lo que aparentemente indica que la única vía de contacto está abierta de nuevo y alimenta las esperanzas de que ambos lados traten de iniciar una próxima fase de entendimiento.

Tras una etapa de elevada tensión en marzo y abril, Norte y Sur reanudaron sus contactos a principios de junio, pero finalmente no se pusieron de acuerdo a la hora de concretar una reunión de alto nivel entre sus Gobiernos, por lo que las relaciones bilaterales quedaron de nuevo en punto muerto.

Kaesong es uno de los principales temas pendientes de solucionar, ya que el complejo permanece cerrado desde que a principios de abril Corea del Norte decidiera retirar a sus 53.000 trabajadores en plena campaña de hostilidades hacia Seúl y Washington.

Este proyecto industrial, en el que empresas del Sur fabricaban productos con la barata mano de obra del Norte, era un símbolo del entendimiento de ambas Coreas en la pasada década y reportaba beneficios a estas compañías y al Gobierno del Norte.

Norte y Sur permanecen en estado técnico de guerra debido a que la Guerra de Corea (1950-53) finalizó con un armisticio que nunca ha sido sustituido por un tratado de paz definitivo.

Comentarios