Transexuales y Movilh exigen que cambio de nombre y sexo legal deje de ser judicial

La Red de Organizaciones de Transexuales y el Área Trans del Movilh presentaron este jueves a la Comisión de Derechos Humanos del Senado una serie de propuestas a la Ley de Identidad de Género, entre éstas que la iniciativa posibilite a las personas modificar su nombre y sexo legal mediante un trámite administrativo ante el Registro Civil y no judicial, como ocurre en la actualidad.

Dichas entidades propusieron que la norma se denomine Ley de Identidad de Género y Social de manera que regule sin discriminaciones la situación de todas las personas que por diversas razones desean cambiar su nombre y sexo legal, sin importar si son o no transexuales.

“El más extendido problema que daña a todas las personas transexuales es que el trámite de cambio de nombre y sexo legal es un proceso judicial y no administrativo, lo cual implica destinar excesivo tiempo y dinero. Esto sólo agudiza la vulnerabilidad y se convierte por si sólo en un nuevo y grave obstáculo para quienes durante toda su vida ya han padecido discriminación”, argumentaron los grupos.

Añadieron que una Ley de Identidad de Género y Social que “no considere este cambio, dejaría al tema en una situación muy similar a la actual, pues ahora se permite a todas las personas cambiar su nombre y sexo por una vez, mientras que el único problema ha sido la arbitrariedad del juez para resolver estos casos, pues algunos fallan y favor y otros en contra con total discrecionalidad”.

Las organizaciones dijeron que “para la rectificación se requerirá que la persona demuestre por cualquier medio de prueba los mismos requisitos ya contemplados en la actual legislación: ser reconocido por un plazo de cinco un años con el nombre y sexo social y/o que el nombre o sexo legal de nacimiento provoquen menoscabo”.

Recordaron que variadas políticas públicas, como las del ministerio de Salud, obligan a tratar en los recintos médicos a las personas trans por su nombre y sexo social, sin judicialización de por medio, ni tiempos de espera, “por lo que sería absurdo que estos avances no tengan correlato en la legislación”.

Los grupos trans también propusieron que el cambio de nombre y sexo legal no anule matrimonios previos, a menos que un miembro de la pareja lo pida, y que el trámite beneficie a los menores de 18 años, siempre con la autorización de sus padres o madres.

Agregaron que la Comisión de Derechos Humanos del Senado es presidida por Patricio Walker e integrada por Alejandro Navarro, Lily Pérez, Rabindranath Quinteros y Manuel José Ossandón.

Tras la cita con los autoridades, se determinó que las propuestas podrían ser incorporadas en el actual proceso legislativo o, más adelante, en la Cámara de Diputados.

Finalizada la reunión los colectivos valoraron que el senador Walker abriera la discusión sobre la ley de identidad de género a todos los grupos sociales, pues hasta ahora la mayoría de los grupos trans del país habían sido marginados del proceso.

Con anterioridad, los colectivos trans y el Movilh ya habían expresado sus propuestas a representantes del Gobierno.

SENADOR OSSANDÓN

Las organizaciones dijeron que el senador Manuel José Ossandón comunicó hoy a la representante del Area Trans del Movilh, María Isabella Aguayo, que retiró una indicación que impedía casarse a las personas trans que cambiaran su nombre y sexo legal.

Comentarios