Nicolás tiene dos papás

Según un comunicado difundido por el Movilh, la Corte de Apelaciones de Valparaíso declaró admisible un recurso de protección contra la Junji por “Nicolás tiene dos Papás”, cuento para niños sobre la homoparentalidad.

El responsable del recurso es el particular Igor Aros, “quien alega que el cuento atenta contra la estabilidad psíquica de su hija de tres años y violenta el derecho preferente de los padres de educar a los/as niños/as”, según informa el comunicado del Movilh.

Para Aros el cuento “implica pretender acuñar ciertas creencias o cosmovisiones en el proceso de elaboración de la propia conciencia de los infantes, lo cual constituye una manipulación de la inocencia y vulnerabilidad propia de los niños en dicha etapa”.

Además, acusa un “activismo del Estado en temas valóricos y de cosmovisión, lo que es y ha sido propio de las autocracias totalitarias, en las cuales también a temprana edad se busca adoctrinar a los niños a través e la literatura y otros instrumentos con el fin de acuñar en ellos el ‘sello’ de la ideología oficial”, según publica Cooperativa.

El denunciante dice que la Junji ha cometido un “acto arbitrario e ilegal de autorizar en sus dependencias y a los niños bajo su cuidado la difusión de la obra literaria ‘Nicolás tiene dos papás’, de evidente contenido homosexual, que vulnera la libertad de conciencia y el derecho a la integridad psíquica del menor”.

RESPUESTA DEL MOVILH

Para Ramón Gómez, autor del libro y presidente del Movilh, el recurso está equivocado.

“(…) Cree que la Junji distribuye y promueve el cuento en los jardines, lo cual es erróneo, porque esa labor la efectúa exclusivamente nuestra organización. Además supone que el cuento será impuesto y leído a menores de edad en los jardines sin el consentimiento de los padres o madres, lo que no ha ocurrido, ni ocurrirá”, dijo Gómez.

Además, dijo que tienen certeza de que el “recurso no puede prosperar, pues se basa en supuestos que no tiene prueba alguna. El informe será patrocinado por nuestro abogado Jaime Silva”.