velasco A1

El día en que la Fiscalía citó a Andrés Velasco a declarar como imputado en el marco del Caso Penta, se conocen nuevos detalles del principal hecho por el que es investigado: un “almuerzo” con los dueños de la empresa, por el que cobró 20 millones de pesos.

El gerente general del grupo, Manuel Antonio Tocornal, relató en su declaración judicial los detalles de la lucrativa reunión entre el fundador de Fuerza Pública y los dueños de Penta, –Carlos Alberto Délano y Carlos Eugenio Lavín-, la que según dijo a la Fiscalía se realizó el 20 de junio de 2013, 10 días antes de la elección primaria.

En su declaración, que publica Qué Pasa, el ejecutivo asegura que conocer la opinión de Velasco sobre diversos temas era relevante para la empresa, dado que pensaban que tendría un rol destacado dentro del entonces eventual gobierno de Michelle Bachelet.

Por tanto, la idea era que Velasco expusiera “sobre su proyecto, su visión de economía, políticas públicas y, en particular, en las materias que estábamos involucrados, sobre las Isapres y temas de salud, AFP, políticas tributarias, todas políticas importantes para Penta, que en ese momento tenía una caja de 1.000 millones de dólares y más aún de una persona que podía tener un cargo relevante en el gobierno que se avecinaba, pues era un hecho que Bachelet iba a ganar la elección”.

Aunque dice no recordar de quién nació la iniciativa, Tocornal reconoció que él coordinó el encuentro, y que Velasco (quien fue su compañero de colegio), le planteó que “pensaba cobrarnos $ 20 millones, lo que me pareció una cifra alta, y le señalé que tendría que verlo con los Carlos”. Entonces, ocurre una cadena de mails en que participan ambos y los dueños de Penta, en la que se define la fecha del almuerzo sin acordar la magnitud del pago.

Es recién antes de su realización que el ejecutivo les plantea a sus jefes el tema del cobro, y “ellos me dijeron que viéramos la exposición primero. Después de la presentación, Délano y Lavín me dijeron que sí, que le pagáramos por la presentación los $ 20 millones”.

Según su relato, en la reunión se tocaron directamente temas políticos, e incluso “Délano le dijo que la había embarrado con ir a primarias, que tendría que haber ido hasta el final”.

La boleta del pago

El ex gerente de Penta, Hugo Bravo, ya había hablado del almuerzo ante la Fiscalía, asegurando en su declaración que el grupo pagó una boleta de 20 millones de la empresa del ex ministro, Sociedad Cactus Consultores SPA, para “un aporte a la campaña presidencial”, y que por tanto “no corresponden a servicios prestados a Penta S.A”.

Ante ello, Velasco ha insistido en que con Penta todo fue “una relación profesional que fue remunerada después del fin del periodo de elecciones por un monto acorde a mis calificaciones profesionales”.