Reinaldo-Sánchez-foto-alejandro-olivares

¿Qué le pareció la sorpresita de Jadue en Islas Caimanes?
El problema más grave del fútbol chileno es que escogen a gente que no ha tenido ninguna trayectoria. Mayne-Nicholls nunca fue presidente de Universidad Católica y en el estatuto dice que deben ser presidentes. El caso de Jadue fue parecido. Él era un funcionario de Unión La Calera que lo colocaron ahí por la amistad que tenía con algunos paisanos antiguos. Yo tengo parcelas en Quillota y en La Cruz, así que algo conozco de la trayectoria de este señor…

¿No le extrañó ver crecer tan rápido su patrimonio?
Tú sabes que en las ciudades chicas se comenta más que en las grandes. Jadue no era de las familias poderosas de La Calera, las conocidas, como la familia Chahuán. Si él cayó en la ANFP fue por una cuestión circunstancial, igual que en La Calera.

Por eso siempre lo trataron de palo blanco…
Es que él nunca salió elegido, el que salió elegido fue Segovia. No puede venir cualquier cabro chico a hacerse presidente de la ANFP por circunstancias, porque los otros eluden el problema, que es lo que pasó acá. Si Jadue era el quinto y terminó siendo él el presidente. Yo creo que este joven ha mentido mucho. Hace unos días vi un programa en Televisión Nacional y se ve que miente mucho. Tiene buena cara para mentir. Pero la culpa es de quienes lo eligieron, porque cualquiera se puede equivocar.

Pero fue una equivocación de un millón y medio de dólares…
Yo sé que hay arreglines y te puedo relatar tres. Mi abogado, que fue gerente mío, tiene relación con algunos dirigentes y uno de ellos le comentó que todos estos préstamos raros estaban ligados a un gran exdirigente de la ANFP. Lo otro es que el año pasado contraté entradas para todos mis hijos y mis nietos para ir a ver el partido de Chile con España en el mundial. Cuando llegamos allá fuimos al club Botafogo, donde entregaban los tickets, y me encontré que dos de mis hijos no tenían entradas. Llamé al tiro a la ANFP, como cualquier persona que reclama, porque había pagado por las entradas y no las tenía. Hablé con la Lily, la secretaria, y ella me derivó con Etcheverry, lo habré llamado unas cinco veces, y me evitó todo el tiempo. Al final tuve que comprar dos entradas para poder ir al estadio. El asunto es que las entradas eran para dirigentes y no se podían vender.

¿Y la tercera?
Para la Copa América mis hijos no encontraban entradas hasta que supieron que estaban vendiendo en un local ubicado en avenida Libertad que era de un amigo de Jadue. Y no se trataban de unas pocas, eran cientos. Son tres casos bien fraudulentos.

¿Cree que hay más gente involucrada aparte de Jadue en el tema de los sobornos?
Todo el directorio es absolutamente responsable. Su obligación como dirigentes era haber cuidado las cosas.

Eso en el papel, porque siempre ha habido corrupción en el fútbol chileno.
Hubo un escándalo mayúsculo en el año 95 y ha pasado hasta ahora colado. En el periodo de Abumohor, que ahora ha salido rasgando vestiduras, tuvo un problema grande con el tema de las licitaciones de televisión. El secretario de la ANFP en ese tiempo era Darío Calderón y yo era presidente de Wanderers. Siempre las cadenas tratan de comprar derechos de televisión y bueno…

Tratan de pasar un sobre por debajo de la mesa…
Obvio, en diferentes tipos de campeonatos nacionales, sudamericanos. Eso lo hacen de la Fifa para abajo. Y claro, en este asunto de la Conmebol, las grandes cadenas internacionales de deportes son las que instigan los sobornos.

Los que pagan las coimas…
Obvio, si son los que van a ganar la plata.

¿Debe renunciar la actual mesa directiva?
No solo ellos, la gente que estaba en los otros directorios de la ANFP también tienen que renunciar y, como te dije antes, no deben elegirse personas que nadie conoce. Que Mayne-Nicholls no me venga con cuentos si durante años tuvo escritorio y oficina en la Conmebol. Yo los he visto hablar después, pero me pregunto por qué no hablaron antes. Los dirigentes deben tener una trayectoria. Porque (Mauricio) Etcheverry, por ejemplo, no es muy sano.

¿No es de los trigos limpios, dice?
Y hay un tal Rosas que también no es muy sano. Yo conocí a algunos de ellos antes y sabía que eran frescolines. Pero como no me metía, no podían hablar de mí.

¿Cómo se limpia el fútbol chileno?
Con dirigentes probos que antes de entrar declaren su patrimonio de igual forma que cuando salen.

¿No lo hacen?
No, eso debería ser una regla no solo para el presidente sino para todos los que están ahí. Yo nunca declaré mi patrimonio, ni cuando llegué ni cuando me retiré. También los directivos no deberían durar más de 4 años. Al final el poder prostituye, que se lo digan a la Bachelet por su hijo.

¿Cree que Jadue va a terminar pagando solo una multa?
Hay un dicho que dice “el que la hace, la paga”. Bueno, algo tendrá que pagar este señor.

Frescos y patudos

Chandía dijo que Jadue le habría pedido que perjudicara Wanderers y Everton, ¿le cree?
A Chandía le tengo una gran estimación. Fue un árbitro excelente, pero lo que no me gusta es que se hable después. Las cosas hay que hablarlas en el momento. Chandía es una muy buena persona, muy buen amigo, pero a mí me gusta que las personas hablen las cosas en el momento preciso.

¿Cree que Sampaoli va a continuar?
Ellos tienen contratos firmados y los contratos deben respetarse.

Pero lo trajo Jadue…
Sampaoli era de la Chile, él tomo la selección por una razón muy sencilla: Le pagaban más y no había vuelta que darle.

¿Cómo explica que un dirigente con un puesto ad honorem termine millonario?
Le pusieron muchas tentaciones y era un muchacho, es como ponerle puras mujeres bonitas. Tú crees que a mí no me pusieron tentaciones cuando estaba en la ANFP.

¿Qué tentaciones? ¿Mujeres?
No, es una metáfora…

El vil dinero…
Obvio, dicen que todos tienen un precio.

Eso lo dicen los mafiosos, don Reinaldo…
Pero si hay gente que llega pato al fútbol y se van millonarios. Un dirigente boliviano me contaba que uno de ellos llegó pato y ahora tenía 5 mil cabezas de ganado. El tesorero de la Conmebol era un boliviano.

Usted fue de la época de Grondona, Texeira, Leoz, Figueredo. Puros peces gordos.
Ellos mandaban, hacían lo que querían. Leoz era una pantalla de los demás.

¿Alguna vez le ofrecieron dinero?
A mí no me ofrecieron ni un peso. Yo no tenía necesidad de hacerlo, pero trataban de insinuar situaciones. No me tenían confianza, así que las insinuaciones eran bien veladas…

Por si caía…
Claro, no eran insinuaciones directas. No hay peor tonto que el que no quiere ver. No soy un cabro chico. He visto cosas parecidas muchas veces en actividades comerciales. Pero yo tengo una situación económica bien formada y no tengo necesidad de estar haciendo eso. Tampoco en ese tiempo.

Y en Chile ¿hay dirigentes que terminaron millonarios?
Ufff, en la ANFP hay varios, frescos y patudos por montones. Todos esos que andan alrededor quieren arreglarse de una u otra manera, agarrándose una pega, haciendo cualquier cosa con tal de conseguir algo. Y también, a veces, aparecían ciertos parlamentarios. Si hasta un presidente de la Cámara de diputados trató de meterse en la ANFP.

¿Quiénes?
No te voy a decir el nombre, fue presidente de la cámara de diputados y quería hacer un tremendo negociado con la ANFP. A mí me insinuaron en reuniones cosas más irregulares que la mierda. Estoy hablando de senadores y un presidente de la cámara de diputados. Esos gallos sí que eran frescos.

¿Qué buscaban?
No te voy a contar esa historia ahora. Te la voy a guardar para un segundo episodio.

¿Después van a decir que tiró la piedra y escondió la mano?
Te la voy a contar más adelante, ahora no.

Sin ir más lejos, cuando asumió Jadue contó con el respaldo de Ruiz Tagle que ahora está vinculado con el tema de la colusión de los confort…

Pero esos negocios son particulares, lo otro eran arreglines que querían hacer. Es diferente.
Mira, yo estuve en la casa de Piñera y también quería hacer cosas. Me acuerdo que estaba el “Choclo” Délano, un arquitecto y otro más que no me acuerdo. Estuve dos veces. Piñera quería hablar con nosotros. Y fui.

¿Fue antes de comprar Colo Colo?
Antes…

¿Le preguntó si era buen negocio meterse en el fútbol?
No, fue por otra cosa. Que el mismo diga si fue mentira.

Me va a dejar metido…
Sí.