Hace unos años nos sorprendimos con el inusual retrato realizado en Bolivia para identificar a un sospechoso de un delito y ahora viene otro dibujo que probablemente quedará guardado en nuestras mentes.

Todo porque según Pulzo en la ciudad de Lancaster, estado de Pensilvania, USA, un hombre ingresó a una tienda, se hizo pasar por uno de los dependientes y en un descuido robó parte del dinero del negocio, huyendo del lugar a pie.

Cuando la gente del local se percató del robo avisaron a las autoridades, las que comenzaron a indagar el hecho y a pedir descripciones del sospechoso.

De esta forma lograron definir a un hombre de entre 30 y 40 años, pequeño y con características asiáticas o sudamericanas (somos súper parecidos con los hermanos del oriente).

La descripción incluyó características como pelo liso y que cubría sus orejas, pómulos anchos y barbilla puntiaguda.

Uno de los testigos quiso dibujar al sospechoso y entregó un boceto que pasó a la posteridad luego de la difusión que hizo la policía de Lancaster.

De acuerdo a la versión policial a pesar de que el retrato era “de principiante y caricaturesco”, de igual manera permitió que un investigador diera con un posible sospechoso.

Así llegaron a Hung Phuoc Nguyen, quien fue identificado y se ordenó una orden de captura, aunque hasta el momento aún no ha sido hallado.