Tras destaparse una red de pederastia en Estados Unidos, el multimillonario Jeffrey Epstein fue acusado de explotación sexual de menores de edad y enviado a la cárcel de Nueva York a esperar una sentencia definitiva.

El sujeto arriesgaba al menos 45 años de cárcel. Sin embargo, decidió acabar con su vida y se ahorcó en su propia celda durante la semana pasada.

El pasado 9 de agosto, una corte federal liberó más de dos mil páginas de archivos sobre sus crímenes, donde se entregan detalles de su círculo íntimo que incluye a figuras como Donald Trump, Bill Clinton o empresarios como Mort Zuckerman, Sergey Brin y Leslie Wexner.

En la misma línea, en el testimonio de una de las mujeres que acusó ser “esclava sexual” del magnate, Virginia Giuffre, se relata que en una oportunidad debió realizarle un masaje de pies al creador de Los Simpson, Matt Groening, al interior de su avión privado. La joven entonces tenía sólo 16 años de edad.

A modo de agradecimiento, el dibujante realizó dos bocetos de las caricaturas y firmó una dedicatoria para su hermano pequeño y su padre, fanáticos de sus dibujos animados.

Sin embargo, la historia no se queda ahí. Según Cartoon Brew, existe una declaración jurada de uno de los empleados de Epstein en Florida, identificado como Juan P. Alessi, a quien se le preguntó en la investigación por Groening. Sin embargo, su respuesta permanece sellada en los registros judiciales.

De momento, el animador no ha dado ninguna declaración oficial al respecto.