Daniel Stingo: “La responsabilidad política de la crisis es de la derecha con más que cierta obsecuencia de la Nueva Mayoría”

Daniel Stingo: “La responsabilidad política de la crisis es de la derecha con más que cierta obsecuencia de la Nueva Mayoría”

El estallido social también ha remecido la tele y, por cierto, a los matinales. Despidos, congelamientos, reclamos en vivo de la gente que exige otro tipo de cobertura y una crisis que ya cortado varias cabezas, entre ellas la de Daniel Stingo, el abogado favorito de las redes sociales, que, por ejemplo, no le mandó a decir con nadie al exministro Monckeberg que la reforma laboral del gobierno era mala. Directo y opinante, su presencia terminó incomodando en el matinal de TVN, -el canal de todos los chilenos-, en el cual, con mayor razón, deberíamos cuestionar a las autoridades, según afirma Stingo. En esta entrevista con The Clinic aborda su salida de la televisión y cómo entiende el estallido social: “Chile necesita paz basada en justicia social y no paz de cementerio”, sentencia.

– Lo despidieron porque, según usted mismo ha afirmado, no está dentro de la línea editorial del matinal. ¿Cuál es esa línea y por qué usted no encaja dentro de ella?

Los ejecutivos y el director de programación, señalaron que querían darle una vuelta al matinal. Hay que pensar que el matinal en estos momentos está descabezado, entonces ellos tomaron el control de lo que pretenden para el matinal y durante este tiempo, quieren darle un contexto más periodístico. Bueno, en ese contexto, el abogado opinante no calza y esa es la razón formal que me dieron. Entonces, me dijeron que me llamarían algunas veces por semana, sin especificar nada, sólo que salgo de pantalla porque van a poner a los animadores más periodistas, como Carla Zunino e Iván Núñez. 

– Ahora, la firme ¿por qué cree usted que lo sacaron? 

La firme, es que yo creo que me sacaron porque el canal estatal no es tan estatal, sino que más bien, un canal gubernamental, y lo ha sido durante mucho tiempo, no sólo en este gobierno. Sucede que con esta crisis se agudizó esto que señalo y, supongo, que desde el gobierno bajan instrucciones, quejas, comentarios, etc. Pero sí, hay un tema ahí que incomoda: un tipo que opina, que cuestiona a diputados de gobierno que se quejan. Eso incomoda, porque por más que consideren que puedo ser un buen elemento, a la larga les dificulta su propia pega. 

– ¿Hubo algún “llamado al orden” previo? ¿Advertencia de algún tipo? ¿Que se bajara del poni?

No hubo advertencias del contenido pero sí de la forma. No les gusta mucho la forma en que cuestiono, porque en mis formas puedo ser muy apasionado, y eso molesta. Ahora, sí hay un tema con un principio que rige en TVN que es que tú no puedes cuestionar tanto a “la gente que invitamos a la casa”. Ese principio me parece que está errado en TVN y en cualquier lado, porque si tú invitas a alguien que es autoridad, -porque ahí está la contradicción-, tú efectivamente debes respetarlos pero eso no quita que puedas cuestionarlos. Se supone que TVN es de todos, no sólo de los que trabajan ahí, y hay un principio superior que es que la autoridad tiene que dar cuenta de sus acciones, de lo que ha hecho, de sus posiciones y uno tiene derecho a cuestionarlos, asunto que se hace en todo el mundo. Una autoridad que va a un canal de televisión, donde hay gente que opina, tiene que estar dispuesta a ser cuestionada, de lo contrario, es como la paz de los cementerios: vengo, expongo, muestro mi pizarrita y me voy y nadie me cuestiona nada. Puede ser que yo tenga que bajar un cambio en la forma, pero también exaspera sentir que algunos mienten descaradamente.  

– ¿Cuándo su presencia se volvió incómoda? ¿Cuando entrevistó al exministro Monckeberg por la reforma laboral? ¿Su entrevista con Marcela Sabat?

Yo creo fueron varios episodios, más allá de los que mencionas, pero después de la entrevista con Marcela Sabat hubo un tweet que publicó la hija del presidente Piñera, entonces estamos hablando de que las presiones pueden ser directas o indirectas… Por otro lado, yo también apoyé a ministros, recuerdo a la exministra del deporte que fue cuestionada por otros miembros del panel y yo la defendí porque creí que no podían cuestionarla en esos términos; si tampoco es una cuestión como que yo fuera el chico malo. Pero me gustaría ahondar: cuando tuve ese pequeño entredicho con el exministro Monckeberg, en el canal estaban felices porque subimos el rating, porque TVN volvía a la palestra. O sea, todo acá es un tema de oportunidad. Esto pasó antes de la crisis. Lo mismo pasó cuando cuestioné a este señor de las aguas de Petorca y pese a estar fuera de la coyuntura, estábamos todos felices de que TVN estuviera siendo visto por más gente.

– ¿Cree que en TVN recibieron presiones?

Sí pues, TVN recibe presiones permanentemente, como ya lo dije, y no sólo en este gobierno, sino que en todos los gobiernos. Y llaman desde el gobierno, de diputados, de senadores, de ministros y sus jefes de prensa. Por eso necesitamos una ley que de más autonomía a TVN, incluida la autonomía económica. Así, si llama alguien decirle “hable con Pepito” y no se le pesca, porque el canal necesita desarrollarse sin las presiones del gobierno de turno. 

– ¿Usted fue presionado? ¿Se sintió libre para expresarse?

Yo no me sentí presionado. La cosa funciona más o menos así: llama alguien, habla con algún gerente, ese gerente habla con el director del programa y con el editor y así sucesivamente Es una escalera que baja a mí, pero sí, alguna vez me hablaron, más que nada por la forma, invitándole a bajar un cambio porque soy muy apasionado. Me decían: “dilo, pero dilo de una forma más suave”. Igual hay que considerar que hay cosas que allá arriba no les gusta que se digan. Estamos hablando de un presidente con un 9% de aprobación. 

– ¿Están muy caldeados los ánimos en los matinales? ¿Qué pasa en TVN? ¿Está mala la cosa?

Es indudable que los matinales fueron y están siendo cuestionados. Hay un artículo que aparece en La Tercera hoy sábado, en el que se demuestra claramente que los matinales fueron zarandeados por este movimiento social y eso repercutió en los rostros, animadores, panelistas, productores, etc. Los matinales, se supone que apuntan a una cosa más de entretención, y esto los hizo salir de ese campo y los pilló, tal vez, sin estar lo suficientemente preparados. Así, se tomaron decisiones que a algunos les han gustado y a otros no, lo que ha creado todo este tipo de modificaciones y alteraciones de los programas que redundan en la salida de gente en Canal 13, congelamientos en Mega y la salida del productor ejecutivo de TVN. 

– ¿Cuál cree que es su aporte en espacios tan masivos como los matinales?

Insisto en que la salida de personas de los matinales en estos días tiene que ver con que los matinales apuntan a otro objetivo y cuando se asumió en TVN que el matinal no podía seguir hablando de cosas que no tuvieran que ver con esta coyuntura, se alteró todo porque no están diseñados para que la gente se enfrente o exponga opiniones tan distintas, y cuando TVN lo hizo, y en mi opinión lo hizo muy buen, a los ejecutivos no les gustó. A mí me lo dijeron: “no es para eso” y yo creo que sí es para eso, en un momento histórico como este, el matinal tiene que estar a la altura y muchos quieren bajar el perfil de lo que pasa, quieren hacer una cosa como “ahora vienen los emprededores”, que está muy bien. O hablar de los destrozos, y sí, también eso está muy bien, pero no se puede hacer sin apuntar el fondo. Ese es el tema. 

– ¿Cuál es su visión de los medios en este “estallido social”?

Creo que algunos han estado a la altura, por ejemplo el mismo The Clinic, también El Desconcierto y El Mostrador, pero hay otros que no. Ahora último se ha emparejado un poco la cancha con situaciones como las de algunos diarios que han tenido que reconocer cosas porque le movimiento avanza, porque los alcaldes han puesto los temas sobre la mesa, porque ya nadie puede negar que hacer modificaciones constitucionales ya sea a través de una Asamblea Constituyente o de la forma que sea. Los canales de televisión, en cambio, llegan tarde porque tienen unos principios muy extraños, por ejemplo, no pueden “hacer arder la pradera”, asunto que me parece erróneo porque creer que hacer encender la pradera es mostrar lo que está pasando es un error. También tienen que chequear y recontra chequear porque se han mandado varios condoros que no corresponden, pregúntenle a Mega. Y no puede ser que muestren cosas que no corresponden. Creo que ahora ya están poniéndose todos más a la altura de la situación. Las radios creo que han estado más a la altura. 

– ¿Tiene discusiones con amigos fachos?

Se conversa y se discute harto, aunque no tengo tantos amigos fachos y eso habla mal de mí, porque uno debería tener amigos de todas las tendencias. De los grupos de WhatsApp más fachos me retiré. Me pasa por ser de una clase privilegiada media alta, converso mucho con familiares y cercanos que tienen miedo. Puedo decir que veo mucho miedo, que es el sello de la derecha y que ahora se les volvió en contra: siempre su discurso ha sido la delincuencia y meter miedo con la seguridad. Bueno, ahora ese temor es suyo, porque empiezan con cosas como que van a venir para acá, que pasa esto, y que la paz y esto tiene que terminar… Yo les respondo: paz basada en justicia social y no paz de cementerio. Ahí comienzan con los pañuelitos blancos y ese tipo de ridiculeces.

– ¿Podría hacernos un breve esquema del mapa político y sus responsabilidades?

No creo estar en capacidad de hacerlo, sería muy altanero de mi parte, pero claramente hay responsabilidades mayores en la derecha y no lo digo yo, no me crean a mí, vayan y miren el congreso. Métanse a www.congreso.cl y empiecen a ver qué vota cada diputado de la UDI y cada diputado de RN y cada DC en los proyectos de ley que benefician a la gente. Yo lo hice y con una simple mirada, se puede apreciar que sus votaciones e indicaciones, la derecha  en el Congreso no apoya ni ayuda a la gente por razones del crecimiento, que si no hay crecimiento no hay inversión y las típicas cosas que nos dicen en la derecha para mantener sus privilegios, como lo dijo la misma Primera Dama. Esa es la verdad. La responsabilidad es de la derecha y claro, con cierta y a veces más que cierta obsecuencia, de la Concertación y de la Nueva Mayoría. Yo no soy comunista pero creo que los que menos tienen responsabilidad en esto son los comunistas. Insisto, no soy comunista porque no comparto sus planteamientos, pero creo que son los que menor responsabilidad tienen. El Frente Amplio es muy joven, por lo tanto tampoco le podemos achacar tanta responsabilidad y han estado a la vanguardia en intentar poner derechos básicos de la gente en la agenda, temas que hablan de un estado de bienestar. 

– ¿Qué pasó con la oposición? 

Tuvo cierta condescendencia, no apretó lo suficiente. Yo reconozco un poco, que en el gobierno de Michelle Bachelet que sí se hizo cambios estructurales en materia de educación dentro de lo que pudo con las trabas que le puso la derecha y sus mismos correligionarios. En materia de pensiones lo mismo: hizo lo que pudo y no la culpo a ella. Creo que la historia le va a dar a Bachelet el lugar preponderante de una mujer que estuvo mucho más allá, que fue una visionaria, e independiente de los problemas que tuvo su gobierno, va a ser considerado como uno de los mejores gobiernos por su calidad de estadista de la historia. 

– Orden público: ¿son los carabineros y las fuerzas de orden y seguridad las responsables de las violaciones a los derechos humanos?

Yo creo que no hay dos lecturas. La definición de las violaciones a los Derechos Humanos son por agentes del Estado. Si alguien agrede a un carabinero, ese es un delito común y eso tiene que ser visto por la Fiscalía, pero es un delito común. Las violaciones a los Derechos Humanos están consagradas en la Constitución, en todos lados, en pactos internacionales… Y es claro: son aquellos que son realizados por agentes del Estado. En este caso, mientras hubo Estado de Emergencia, tienen responsabilidad en las violaciones a los Derechos Humanos, militares, marinos, -y eso está en el informe del INDH-, y también Carabineros de Chile que hasta el día hoy sigue con violaciones a los Derechos Humanos aberrantes. O sea, dispararle perdigones a una menor de edad, dentro de su colegio es una cuestión que no se acepta en ninguna parte del mundo. Yo creo que ni en la franja de Gaza. Es terrible y no es un error, como dijo por ahí un Ministro. Error es ir a comprar mantequilla y traer margarina, como leí en un tweet, violar derechos humanos no. Pero, en el fondo, todas las violaciones a los Derechos Humanos que ha habido en este periodo, son responsabilidad de las Fuerzas Armadas, en su momento, y de Carabineros. Y a la larga, la responsabilidad política también la tiene el Ministerio del Interior y el Gobierno.

– ¿No será que se está criminalizando a un movimiento político, que no es delictual?

Claramente, porque en el fondo, el Gobierno tiene que defenderse y lo ha hecho, criminalizando el movimiento. Con estos proyectos de ley del Presidente, que intentan tirar normas contra los encapuchados, contra las fogatas, no sé qué, claramente lo está haciendo. Ahora, eso se le cae, no se lo cree ni la derecha, entonces también ahí están dando palos de ciego. Hay que distinguir: a mí como a la mayoría de los chilenos, no me gusta que quemen el metro. Por supuesto que no. Pucha, si antes alguien se demoraba una hora en llegar a un lugar, ahora se demora dos horas y media. Tampoco me gusta que quemen negocios ni nada, porque le hacen daño también a muchos otros chilenos. Por eso los ciudadanos tenemos que respetarnos los unos a los otros, pero el movimiento es mucho más que los actos vandálicos.

– ¿Qué pasó desde Chilezuela hasta Venechile?

Bueno, eso es como casi un meme, ¿no? De Chilezuela a VeneChile, porque insisto: se dispararon a los pies. O sea, ganaron las elecciones un poco con lo de Chilezuela y hoy día perdieron el apoyo popular y, más encima, se produjo este movimiento social y uno les puede decir bueno, ¿qué pasó? Hazte responsable. Tú creaste un VeneChile. Es paradójico, ¿no?

– ¿Es el presidente Piñera responsable jurídica o constitucionalmente de lo que está pasando? 

La verdad es que políticamente es responsable. Habrá que ver qué dice… Aún no se ha presentado una acusación constitucional. Si tendrá responsabilidad jurídica, no lo sé. Tendría que hacer un análisis mayor y en verdad no estoy ahora preparado para eso, pero responsabilidad política, obviamente que la tiene. Los presidentes tienen responsabilidad política de los actos que pasan en su gobierno.

– ¿Procede acusación constitucional?

No sé si procede en este momento una acusación constitucional contra Piñera. Puede ser…  Está en la Constitución y eso es innegable, digamos. Ahora, no sé si es el momento de presentar una acusación constitucional contra el Presidente. Pueden hacerlo después, porque ahora puede echar más bencina al fuego y el hombre se va a cerrar. No sé si contribuye, en este momento por lo menos, a que la situación se apacigüe y se controle, y que se hagan los cambios que se tiene que hacer, porque, obviamente, eso es lo más importante. En esta vuelta no, paso. En este momento no.

– Si pudiera enviarle un mensaje al presidente Piñera, ¿cuál sería?

Yo no soy quién para enviarle un mensaje al Presidente Piñera, pero si me dan la oportunidad, ya que lo están haciendo, le diría, que llame a los dirigentes sociales y se reúna con ellos. Que los dirigentes sociales elijan quiénes van a conversar con él, que no los llame a dedo. Que llame a las organizaciones, que llame a las ONG, que llame a los dirigentes políticos más jóvenes y que llame a una asamblea constituyente para hacer una nueva Constitución, que se hagan cambios en ella o que no se modifique. No pierde nada y queda como rey. Y que esté dispuesto, realmente dispuesto, a hacer cambios estructurales que apunten a un Estado de bienestar.

– ¿Qué hará sin la tele? ¿Trabajaría para The Clinic?

La verdad es que esa oferta de trabajar en The Clinic es un sueño para mí. Así que si me invitaran a trabajar, ¿usted cree que le diría que no?

Comentarios
Sabía ud que... EN LOS CARRETES DE LOS ZANCUDOS SIEMPRE HAY ALGO PA PICAR. -------------------------------- Sabía ud que... NO SOY NI DEL SEXO DÉBIL NI DEL SEXO FUERTE, SOY DEL “SEXO, POR FAVORCITO”. -------------------------------- Sabía ud que... “SE VEÍA VENIR” NO ES UN PAJERO NARCISISTA. -------------------------------- Sabía ud que... A VECES CANTO ODAS, OTRAS VECES SOLO ALGUNOS MINUTOS. -------------------------------- Sabía ud que... LOS MÁS SUPERSTICIOSOS SON LOS CARPINTEROS PORQUE ESTÁN TODO EL DÍA TOCANDO MADERA. --------------------------------