Foto: Agencia UNO

Invocación a Satán, el lápiz Bic y alusión a las “queridas” de los candidatos: Seis intervenciones ilustres que dejó el debate presidencial Archi

Pese a su formato interrumpido, el debate presidencial de la Asociación de Radiodifusores de Chile -Archi- dejó rutilantes intervenciones y mensajes cruzados entre los candidatos a La Moneda que son dignas de inmortalizar. En The Clinic recopilamos algunos de estos momentos estelares de los abanderados.

Debate presidencial Archi

Momento bíblico: Kast y el infierno

Uno de los momentos más recordados del último debate televisivo -realizado el pasado 11 de Octubre por CNN-Chilevisión- fue cuando al momento de las preguntas cruzadas, el candidato del Partido Republicano, José Antonio Kast, afirmó “Dios me quiere”, mientras que Eduardo Artés le retrucó: “Yo creo que sí, tiene que quererlo mucho para mantenerlo todavía acá”.

El episodio fue recordado en el debate presidencial Archi por el periodista Nicolás Vergara, quien le preguntó al abanderado de Unión Patriótica si su frase se refería a la presencia de su contrincante en el debate, o a la vida misma del candidato republicano.

Artés recurrió a una metáfora infernal para responder. “No, tiene que quererlo mucho, de verdad. Porque si no, imagínate: ya no estaría acá. O a lo mejor el demonio, ya que estamos en temas religiosos, también tiene problemas y no quiere llevárselo”, dijo.

Vergara se puso serio ante esa respuesta y espetó: “¿Tendría que estar muerto, entonces?”. “No, políticamente. Estoy hablando en ese sentido. Personalmente, no tengo ningún problema (…) Yo no quiero que él siga existiendo políticamente”, aclaró el profesor.

Nepotismo: Esposos y “queridas” de los candidatos

Uno de los momentos claves del debate fue la posición de Sebastián Sichel en contra del nepotismo, interpelando directamente a los candidatos Gabriel Boric y Yasna Provoste.

En su respuesta, el candidato de Apruebo Dignidad sacó toda su artillería: descartó tener negocios con el Estado y acusó a Sichel de “denigrar permanentemente el trabajo de la función pública”.

Sin embargo, fue Yasna Provoste quien terminó rematando su intervención con un fatality a ambos: “Gabriel, y súmele la obsesión con mi marido también. La verdad es que yo no estoy preocupada de las esposas o de las queridas de nadie de ustedes”.

Lo anterior, sin embargo, obedecía a un trasfondo crítico. Según información publicada por La Tercera, Contraloría lleva adelante un juicio contra el esposo de Provoste, Mauricio Olagnier, por presuntas irregularidades en la licitación de la Tarjeta Nacional Estudiantil en el 2015 en Junaeb, mientras el cónyuge de la abanderada era funcionario del organismo.

Autocrítica fallida: Martorell sale al ruedo

El historial de intervenciones de Yasna Provoste que dejan golpeado a Sebastián Sichel suman y siguen. En esta oportunidad, la senadora recogió la autocrítica que hizo el candidato en materia de delincuencia. “Creo que este gobierno fracasó”, sostuvo el abanderado de Chile Podemos Más.

Sin embargo, Provoste fue más allá y aludió a la vocera de Sichel, Katherine Martorell, que hasta hace algunos meses se desempeñaba como subsecretaria de Prevención del Delito. “La única vocera que le va quedando es la responsable de esta materia. Entonces, ¿cómo puede decir que él no es la continuidad de este mal gobierno?”, inquirió.

Sichel recogió el guante. Evitó entrar en la polémica, pero dijo con profunda autocrítica: “Lo digo abiertamente: creo que fracasamos”.

Indumentaria del terror: Guerra de poleras

Uno de los tantos cruces que tuvo Gabriel Boric con José Antonio Kast se dio por las indumentarias que, según el candidato del Partido Republicano, utilizan brigadistas de su contendor con la imagen de su rostro y una bala atravesándole la frente.

Sin embargo, el abanderado de Apruebo Dignidad fue tajante y condenó esos hechos. Acto seguido, le recordó un episodio que sulfuró a Kast: “Yo no valido actos de violencia y provocación en ese sentido, tal como tú te sacabas fotos con tus adherentes con helicópteros tirando gente al mar, reivindicando a los violadores a los Derechos Humanos”, rememoró el diputado magallánico.

El candidato del Partido Republico lo interrumpió visiblemente alterado: “Lo condené al primer momento, no cuando fui interpelado, como fuiste interpelado tú por la foto de la polera con Jaime Guzmán y cuando respaldaste al Frente Manuel Rodríguez, que de patriótico no tiene nada”, replicó.

Debate histórico: ¿Cuando terminaron el socialismo y los nazis?

José Antonio Kast y Eduardo Artés se enfrascaron en uno de los tantos debates históricos que tuvo el debate presidencial Archi. Uno de ellos fue cuando el candidato de UPA lo interpeló por sus reflexiones sobre el socialismo.

“Se acabó en el año ’50, en el ’60, en el ’80, en el ’90, porque para mí sigue existiendo el mismo socialismo que usted predica en algunos países como Norcorea, que usted adora”, respondió el abanderado republicano.

Artés no dejó pasar la respuesta y cerró la discusión con una alusión al régimen nazi. “El suyo se acabó, yo le digo, con el término de la II Guerra Mundial. Terminó por allá en Alemania”.

El lápiz Bic, un gran amante

Uno de los mejores cruces que tuvo el debate fue entre Marco Enríquez-Ominami y la periodista Verónica Franco. La conductora de Radio Cooperativa le preguntó por sus reales posibilidades en esta elección y si ahora estaba en “modo zen”.

“Me he pasado con un lápiz Bic en la boca durante 10 años para modular mejor. Ese lápiz Bic es mi gran amante”, dijo inspiradamente el candidato presidencial del PRO en su respuesta.


Volver al Home para seguir leyendo más notas de The Clinic

The Clinic Newsletter
Comentarios