Calcetines

Durante la jornada de este lunes efectivos de la 4ta Comisaría Central Sur llegó hasta un condominio de la calle Tarapacá 782, luego del llamado de un grupo de vecinos chatos de las entradas de distintos desconocidos hasta el domicilio de una abuela de 93 años.

Tras una cuidadosa investigación en el lugar, la PDI constató que desde la ventana de este departamento la abuelita lanzaba calcetines, paquetes y bolsas con droga. Abajo los recibían unos sujetos que se dedicaban a repartir la mercancía por todo Santiago.

Cuando el grupo de traficantes notó la presencia policial, la abuela cerró las ventanas y los delincuentes fueron detenidos.

Según consigna La Cuarta, el capitán Miguel Méndez afirmó que “en el lugar estaban todos los miembros de la banda, quienes se asustaron por la presencia policial y se fueron a esconder al departamento”, sitio donde cayeron.

Pues bien, las indagatorias de la PDI dieron frutos: encontraron 45 gramos de cocaína, una pistola 9 milímetros, cuchillos, hachas y 605 lucas.

Tras la audiencia de formalización realizada ayer martes, la nona quedó con firma quincenal, mientras que dos de sus trabajadores quedaron en la cárcel como medida preventiva.