El intenso sistema frontal que ha azotado a la región de Coquimbo ha dejado cerca de 600 damnificados y 73 personas albergadas, según dijo el intendente regional Claudio Ibáñez.

De acuerdo a La Tercera, para los albergados (29 en Coquimbo y 43 en La Serena) las autoridades ya han establecido un total de 63 lugares para que las personas afectadas puedan llegar si es que lo necesitan.

Junto con aclarar que hay más de 6 mil clientes sin el servicio eléctrico, las autoridades también informaron que las clases en los recintos educacionales municipales se encuentran suspendidas entre este jueves y viernes.

Ibáñez manifestó ante la difícil situación, que “se estima que en la tarde y en la noche se va a juntar la mayor cantidad de agua”.

Añadió que “estamos a la espera de los eventos que han sido anunciados de mayor intensificación, estamos trabajando con las diferentes autoridades”.

Por su lado, el edil de La Serena, Roberto Elías Jacob, señaló a CNN Chile que se “ha resistido bastante bien esta lluvia, no hemos tenido mayores problemas, excepto en el sector del faro. Hemos tenido albergados, tenemos aproximadamente 15 así que no han sido tantos los damnificados”.

Preciso que “hemos resistido bastante bien, hemos tenido un muy buen funcionamiento. El balance es bastante positivo respecto de lo que se esperaba. Estamos en alerta estamos monitoreando todos los sectores”.