“No hay que perder ni un segundo y yo creo que aquí se actuó lento”.

Eso es parte de lo que dice esta mañana, en entrevista con radio Infinita, Sebastián Piñera, respecto del accidente en la mina Delia II, en Aysén, donde hay dos trabajadores atrapados desde hace una semana. Enrique Ojeda y Jorge Sánchez.

“No hay que cerrar puertas y hay que pedir toda la ayuda necesaria”, agrega Piñera, quien además llama a Bachelet a comprometerse personalmente con el rescate.

“Yo recuerdo que a mí muchos me decían: ‘Presidente, no vaya a la mina San José’. Cuando fui (pensé que) éste es un caso que los más probable termine en tragedia, sentí que el deber de un Presidente no es hacer cálculos y precisamente por lo difícil que era el rescate, como Presidente de Chile quise comprometerme en cuerpo y alma, Y eso hicimos”, apunta.

Piñera además aprovecha de afirma que a él, por el rescate de los 33, “nadie me ha llamado, ni ha pedido consejos o ayuda. Yo aprendí fuertemente cuáles son las claves en accidentes dramáticos”.