Ya son más de 3 mil los estudiantes de las universidades del Consejo de Rectores (Cruch) que este año perdieron el beneficio de gratuidad por exceder el plazo de egreso de sus carreras al reprobar ramos, además quedaron sin opción de postular al Crédito de Fondo Solidario para financiar su pregrado.

Esto a raíz que las reglas para acceder a la gratuidad, que contempla el financiamiento de la duración formal de la carrera. Es decir, solo se financia los 5 años o más años que dure el plan de estudio, pero no si el estudiante supera ese plazo.

Los rectores del Cruch han planteado preocupación quienes hayan extendido sus estudios quedarían sin financiamiento para continuarlos.

Darcy Fuenzalida, rector de la Universidad Federico Santa María dijo al diario La Tercera que “la gratuidad debiera contemplar un año más después de la duración nominal de las carreras, porque el objetivo no sólo es que los jóvenes vulnerables tengan acceso a la educación superior, sino también obtengan sus títulos, porque de lo contrario ponemos en riesgo a las familias”.

Aldo Valle, rector de la Universidad de Valparaíso y también vicepresidente del Cruch, Aldo Valle, sostuvo que “en Chile la gran mayoría de los estudiantes no logra concluir sus carreras en el periodo formal, y eso significa que año a año se va a ir incrementando el número de estudiantes que van a necesitar de un instrumento alternativo. Era hasta ahora el Crédito de Fondo Solidario y eso no va a ocurrir, porque la baja del 95% en el presupuesto es muy sustantiva”.

Por su parte, Alejandra Contreras, jefa de la División de Educación Superior del Mineduc, explicó que en estos casos, los alumnos pueden optar al crédito rellenando el Formulario Único de Acreditación Socioecónomica hasta el 19 de noviembre. La ayuda serviría también para los 2.600 alumnos que perdieron otras becas por el mismo motivo.