Ni dos semanas alcanzó a estar en su domicilio, cumpliendo arresto domiciliario, el gurú del Kudo y presunto estafador, el ingeniero Rafael Garay.

Este miércoles, la Octava Sala de la Corte de Apelaciones de Santiago resolvió, de forma unánime, que el hombre que hiciera varios vuelos rasantes por las tierras del Vlad, el empalador debe volver a prisión preventiva.

Según consigna radio Cooperativa, Garay debe presentarse en el Cuarto Tribunal de Garantía para retomar así la privación de libertad en el Anexo Capitán Yáber.

A Garay se le imputan estafas reiteradas por 1.800 millones de pesos y el delito de apropiación indebida.

Como es de recordar, la historia de Garay parte cuando relata que padece un tumor cerebral que lo tiene al borde de la muerte. Entonces parte a Europa, supuestamente a tratarse, y se empieza a descubrir su mentira.