Un total de 150 millones de pesos deberá pagarle Mauricio Ortega a Nabila Rifo, todo esto luego de que el Primer Juzgado de Letras de Coyhaique diera luz verde a la demanda civil de indemnización que presentó la víctima de la agresión que en 2016 le hizo perder la vista.

La magistrada, Dalia Illezca, dio por establecidas las agresiones tanto físicas como psicológicas provocadas a Rifo.

En dicho fallo se puede leer que “se encuentra suficientemente acreditado en autos que la demandante, Nabila Rifo Ruiz, como víctima directa del delito de lesiones simplemente graves, como de las lesiones graves- gravísimas, experimentó un daño psicológico severo, consistente en un trastorno de estrés pos traumático, asociado por un lado a las secuelas físicas irreversibles que sufrió en su persona, como lo es la pérdida de la visión, y por otro a las consecuencias para su salud mental que se asocia a la aceptación y al proceso de adaptación a su nueva condición de discapacidad, la que se caracteriza por síntomas de angustia persistente, tristeza, insomnio, inseguridad, desconfianza extrema, sensación de indefensión, los cuales persisten a pesar del tiempo trascurrido desde la violenta agresión sufrida”.

En otros pasajes, la decisión de la justicia apunta a que Ortega “deberá indemnizar a la demandante, toda vez que de conformidad a los artículos 2314, y 2329 del Código Civil, toda persona que ha causado un hecho ilícito es obligado a indemnizar los daños y perjuicios causados, incluyendo entre otros el daño moral que se ha demandado en autos, que consiste en el sufrimiento, dolor y molestia en la sensibilidad física o psíquica”.

“La suma de $150.000.000 servirá para compensar y atenuar de alguna manera el dolor, sufrimiento físico, angustias”, sostiene el fallo.