El ministro de Salud, Jaime Mañalich, se refirió hoy el documento revelado por The Clinic Online, diciendo que está dentro de la legalidad y que fue ratificado por Contraloría.

El documento permite que cuando un paciente diagnosticado con VIH entrega nombres de ex parejas y no las quiere contactar, los doctores podrán hacerlo por sobre su voluntad. Sobre este tema, Mañalich dijo que el decreto “está de acuerdo a la legalidad vigente”.

“Se le pedirá a una persona que es portadora del virus que primero contacte a sus potenciales contactos sexuales y que se acerquen al sistema de salud para cubrirlos de manera que estén libres de transformarse en portadores del VIH o enfermos de SIDA que son dos etapas distintas de la enfermedad. Si ellos no tienen la posibilidad de contactar a esa persona, se les pedirá que autoricen al sistema de salud a contactar en un ámbito de absoluta confidencialidad”, dijo el titular del Minsal.

Este viernes, tras hacerse pública la existencia de este decreto varias organizaciones criticaron el actuar del Gobierno, ante lo cual el ministro Mañalich dijo que “si me dicen que no es un bien superior acercarse a una persona que no sabe que podría estar enferma, para que tome medidas frente a su familia, estamos en un grave error. Nada de lo que se ha dictaminado está sujeto a controversia legal, aquí no hay ningún principio que se haya violado y la confidencialidad está protegida”.

Al terminar la inauguración de un Centro Comunitario de Salud Familiar en Lo Barnechea, el titular de Salud también señaló que la meta de país es que a partir del año 2002 nadie en el país fallezca producto del SIDA. “Tenemos que entender de una vez por todas que la infección del VIH es una infección normal”, dijo.