La ex alcaldesa UDI de Recoleta, Sol Letelier, usó casi 23 millones de pesos del erario comunal para financiar su campaña política durante 2012, contraviniendo todas las normas de probidad que deben observar no sólo los funcionarios públicos, sino también los nominados en cargos de elección popular. Por esta razón realizará el llamado juicio de cuentas, procedimiento mediante el cual la Contraloría busca recuperar las lucas que salieron irregularmente del fisco para fines ajenos a la legalidad.

La información aparece refrendada en un informe del organismo fiscalizador -que publica The Clinic Online–  que analizó la propaganda que adquirió Letelier durante 2012, precisamente cuando se desarrollaba la contienda para jefe comunal, que finalmente ganó el PC Daniel Jadue.

La entidad de control estableció que Letelier en los afiches y pendones que fueron localizados en distintos puntos de la comuna usó de manera “destacada y sistemática” el nombre y “la imagen de la alcaldesa”. Lo anterior, señala claramente el documento, “determina la improcedencia de que el municipio solvente tales elementos, al contravenir los reiterados pronunciamientos de este Organismo de Control”.

Para lograr darle una apariencia de legalidad al uso de los afiches, Letelier llamó a una licitación pública a través del portal Chilecompra, donde contrató a la firma Koex Limitada. Al respecto la Contraloría le consultó al entonces director jurídico, quien justificó la compra. Sin embargo, la Contraloría recordó que es la municipalidad y no el alcalde de turno quien hace mejoras y entrega beneficios a la comuna.

“La revisión respectiva estableció que los recursos municipales asociados a la adquisición en los medios de difusión en comento pagados a la mencionada empresa ascendieron a un total de $ 26.963.151, según dan cuenta los 81 decretos de pago”, detalla el informe.

La Contraloría, luego de revisar todo, hizo descuentos en algunos ítems y estableció que la cifra asciende, finalmente, a $ 22.917.478, sobre lo cual se realizará el juicio de cuentas.

Consultado el actual edil de Recoleta, Daniel Jadue, sobre el alcance del documento emitido por la entidad de control, aseguró: “El informe viene a confirmar esta cultura de la corrupción que operó durante el gobierno de la UDI en Recoleta y que finalmente permeaba todos los procedimientos municipales. Lo que había aquí era una maquinaria que actuaba casi de memoria, era una cultura naturalizada; incluso de los que no eran parte de la cultura de la corrupción la dejaban existir”.

¿Engaño?

No es el único problema que enfrenta Letelier en último tiempo. En la Fiscalía Centro Norte se sustancia una investigación por el pago de coimas de diversos comerciantes del sector pagadas al ex director de obras de la comuna Carlos Reyes.

Reyes fue recientemente condenado en un juicio abreviado, luego de asumir los hechos, uno de ellos el intento de soborno por parte del miembro de la junta directiva de la Universidad San Sebastián (USS) Enrique Herrera, quien le habría ofrecido 14,5 millones de pesos para que operara con Letelier y así conseguir una nueva autorización sobre un bien de uso público. Es decir, la rampa de acceso a la casa de estudios y la entrada a los estacionamientos que funcionan en Bellavista con Pio Nono.

En esta arista, la fiscal Macarena Cañas mantiene una línea que incluye a Letelier. La ex edil fue consultada por la aprobación y funcionamiento de la USS, donde aseguró sentirse engañada por Reyes al momento de firmar la autorización.

“El punto es que Sol Letelier, preguntada sobre este punto, señala que ella se siente engañada, que estas personas le presentan esta autorización que ella debe firmar del bien nacional de uso público y ella entiende que debe hacerlo”, dijo Cañas en el juicio abreviado contra Reyes, el pasado 7 de agosto ante el Tercer Juzgado de Garantía.

De hecho, la Superintendencia del Medioambiente (SMA) formuló cargos a la USS por no ingresar el Informe de Impacto Ambiental oportunamente no sólo por la construcción de la casa de estudios, sino por las dos torres de departamentos adyacentes, cuya autorización también recae sobre Letelier.

En esa línea la SMA también ofició a Daniel Jadue para que no entregue la “recepción de obras” a estas construcciones, mientras no termine el procedimiento de sanción.

Lea el informe completo

Informe de Contraloría contra Sol Letelier