Familiares de Sergio Lanskron acusan maltrato de las autoridades y dicen que esperan una disculpa

El padre, madre y hermano de la primera víctima fatal por los bombazos en Santiago relataron el trato que recibieron tras su muerte. “Actuaron sin conciencia”, aseguró Bastián Landskron.

familia landskrom A1

La familia de Sergio Guillermo Landskron Silva, el joven de 29 años que falleció producto de detonación de un artefacto explosivo la madrugada del 25 de septiembre en el barrio Yungay, reconoció que aún esperan disculpas de las autoridades por el trato recibido tras el incidente.

En entrevista con el programa Cadena Nacional,el padre, la madre y un hermano de Landskron, acompañados por su abogado, Luis Vergara, cuestionaron el proceder policial tanto cuando se produjo la detonación y el joven agonizaba, como en los allanamientos que se realizaron esa jornada. También rechazaron las filtraciones de fotografías donde quedó de manifiesto la magnitud de las heridas que provocaron su muerte.

Sergio Landskron padre relató que tras el ingreso de Carabineros a su hogar “la persona que estaba a cargo, que no tengo idea quién sería (…) me dice a mí textualmente: ‘su hijo murió colocando bombas’. Entonces una noticia súper fuerte, mi señora se levantó, lloraba, un llanterío en la casa y yo quedé estado de shock. Me acerco a la ventana y estaba todo el pasaje rodeado de carabineros, no me puedo explicar por qué pasó eso”.

La madre del joven, Ana Silva, señaló que nadie les explicó el motivo del procedimiento. Además cuestionó el proceder de los uniformados en el domicilio de Cerro Navia, donde su hermano -el tío de la víctima que lo había acogido para trabajar- vio ingresar “bruscamente” al personal policial. “Le rompieron la puerta, lo tiraron al suelo, lo esposaron, le pusieron un pie en la cabeza y una metralleta en su cabeza. Lo tuvieron más de una hora así y mi hermano es mayor, tiene como 58 años”, relató.

Tras esto, Bastián Landskron, hermano del fallecido muchacho, manifestó que “sería lo ideal que el Gobierno y las personas que fueron responsables que pidan las disculpas necesarias, porque para uno va a ser un alivio igual, porque actuaron sin conciencia. Y a las personas que están haciendo estos operativos darle más humanidad para que cuando tengan que dar una información de este tipo no sean tan crueles, no lleguen así de esa forma”.

Sergio Landskron padre, en tanto, señaló que “lo que nos pasó a nosotros le pudo pasar a cualquiera, a cualquier familia de Chile y el procedimiento hubiera sido el mismo”.

Ana Silva, quien aseguró que tras divulgarse la noticia de que su hijo habría estado involucrado en los ataques con bombas sufrió discriminación laboral “porque no se me llamó más para trabajar”, dijo que aunque ahora se sabe que es una víctima inocente “no hemos podido vivir el duelo porque hemos tenido que tratar de ser fuertes para defender a mi hijo”.

Comentarios