O’Reilly asiste al centro de Reinserción Social de Gendarmería y le asignan delegados de libertad vigilada

Se trata de un sicólogo y una asistente social, quienes en los próximos días deberán elaborar un plan de intervención específico para cumplir su condena.

o'reilly A1

A un mes de ser sentenciado a cuatro años y un día de libertad vigilada por el abuso sexual de una niña en el Colegio Cumbres, el sacerdote John O’Reilly se presentó por primera vez en el Centro de Reinserción Social Oriente de Gendarmería, lugar al que ayer llegó acompañado por su abogado, Luis Hermosilla.

En la instancia se le asignaron sus delegados de libertad vigilada, ambos profesionales especialistas en delitos sexuales. Según consigna El Mercurio, se trata de un sicólogo y una asistente social. En los próximos días, ellos deberán elaborar un plan de intervención específico para cumplir su condena, la que debe ser aprobada por el tribunal. Con O’Reilly deberán reunirse por lo menos una vez al mes, mientras dure la pena.

El mismo día miércoles, el cura de los Legionarios de Cristo ingresó en el registro nacional de pedófilos, en el que se detalla contra quienes y en qué consisten las penas de inhabilitación que se aplican a los culpables de este tipo de delitos contra menores.

Paralelamente, en el Congreso comenzó a discutirse la revocación de su nacionalidad chilena “por gracia”, que le fue concedida en el año 2009. “No se resiste que no solo un sacerdote, sino cualquier persona pretenda mantener la nacionalidad concedida por gracia, después de haber sido sentenciado por un delito que dice relación con abuso de menores”, dijo al respecto el diputado DC Ricardo Rincón.

Comentarios