rincón A1 DC

 

Se complicó el panorama al interior de la DC para el diputado Ricardo Rincón, esto luego de que un grupo de militantes pidiera su expulsión de la tienda a raíz del caso de violencia intrafamiliar que protagonizó el año 2002.

Anoche, el Tribunal Supremo del partido acogió la solicitud ingresada el 19 de agosto, dos días después de que Rincón ofreciera un punto de prensa en el Congreso en donde afirmó: “Es uno de los muchos juicios que hace 14 años enfrenté, y digo uno porque la verdad no es una sola foto, es una verdadera película con 9 juicios. Uno de ellos solamente ha salido a colación ayer y yo no puedo más que rechazar categóricamente que eso sea efectivo”.

“La actuación del camarada Rincón, constatada por el 16° Juzgado Civil de Santiago, vulnera lo dispuesto en el inciso primero del artículo 14 del estatuto del partido, el cual señala que ‘se entenderán que son infracciones al estatuto o falta a la disciplina, y por lo tanto sancionables, aquellos actos u omisiones voluntarias imputables a militantes determinados que ofendan, atenten o amenacen los postulados básicos del partido proclamados por estos estatutos’”, describe el documento presentado.

La Tercera recoge que Nicolás Muñoz, uno de los redactores, expresó que “es una buena decisión. Pedimos que el tribunal revise los antecedentes y determine si los hechos que conocimos son causantes de un daño para el partido y un perjuicio de desprestigio. Esto no es un triunfo, sino que hacer lo que corresponde: que se investigue”.

Ahora en más, parte un proceso de tramitación que incluye defensa y apelación de las partes.

“Siempre he condenado todo tipo de violencia y sobre todo la de género. Los hechos que están ahí señalados fueron juzgados en una instancia, lo fueron en varias más y también en sede penal… en esa sede penal fui totalmente sobreseído el 2006 y nada se dijo de ello”, fue parte de lo que también dijo Rincón cuando salió a dar la cara.