Era un momento esperado por los fieles seguidores del programa de cocina de Canal 13, Master Chef.

Resulta que ayer domingo el espacio televisivo recibió la visita, una suerte de regreso, del ex jurado francés, Yann Yvin, quien debió calificar los platos típicos de su país, preparados por los actuales participantes del programa.

Como en los viejos tiempos, Yann no se fue con rodeos e hizo pebre a todos los que prepararon unos platos enfermos de malos.

Su principal víctima fue Jorge y su sopa de cebolla. Esto, porque el hombre del “Muy Buenos Días” señaló sin pelos en la lengua que aquí “no tenemos una sopa de cebolla. Es más bien una papilla. Esto es una vergüenza a mi cultura”.

Por su parte, le advirtió a Jorge que “ya te salvé una vez el culo, pero no te lo puedo volver a salvar”.

En tanto, a Sandra le dijo en su cara que su preparación “es una de las peores rattatouille que comí. Yo debo sentir una fiesta de sabores. Aquí sólo siento amargor”.