Exhuman restos de niño fallecido tras clase de Educación Física en Colegio Altamira

Esto nos tomó por sorpresa, recién nos avisaron ayer, dice a The Clinic, Karin Escobar, quien de esa manera aborda el proceso de exhumación de los restos de su hijo Tomás Andrés Catalán Escobar, que se realizó la mañana de este viernes en el Cementerio Parque Cordillera de la comuna de La Florida.

La espera ha sido larga. Hace poco más de tres años, exactamente el 17 de abril del año 2015, y luego de colapsar en clases de Educación Física, Tomás fallecía después de infructuosas maniobras de reanimación. Desde entonces han buscado la verdad, como dijo la misma Karen a este medio semanas atrás.

“Nunca sentimos de parte del colegio una acogida, un apapacho después de este tremendo golpe que recibimos. Todo lo contrario”, diría Karin, que esta mañana no acudió hasta las dependencias del camposanto.

Al lugar acudieron su pareja, Benjamín, y el abogado de la familia, Jaime Mois. El profesional explica que ahora los restos de Tomás se van al Servicio Médico Legal para la autopsia. El plazo es de unos 25 días.

Según comenta a este medio, y dependiendo el resultado de las pericias, bien pudiera ser el término de un proceso o el inicio de un más largo.

“Es el comienzo de una nueva etapa de buscar la verdad, qué realmente pasó con Tomás”, dice Karin, quien habla de un día muy doloroso”.

Hasta el cierre de esta edición, el Colegio Altamira, consultado por este medio, no se había referido al hecho.

 

Comentarios