5 razones por las que DEBES votar este sábado y domingo

5 razones por las que DEBES votar este sábado y domingo

Queremos que mucha gente vaya a votar el sábado y domingo. Esperamos ir y volver a emocionarnos al encontrar a muchas personas participando, la mayor cantidad posible. Por lo mismo, para ayudarte si es que estás dudando o para que lo compartas con quienes aún lo hacen, queremos compartir contigo cinco razones por las que DEBES votar este domingo.

1.- Es seguro. Ya van 14 meses de pandemia en Chile ¡14 meses! En este tiempo hemos aprendido qué nos puede contagiar y que no. Aún cuando al comienzo de la pandemia se recomendó el lavado de superficies y objetos, actualmente sabemos que el contagio por superficies es muy bajo. En general, nos contagiamos a través de los aerosoles que producimos, especialmente cuando hablamos, en espacios cerrados o en lugares con grandes concentraciones de personas. Por lo mismo, ir a votar es seguro. Mejor dicho, es tan seguro como sean nuestras precauciones. Al ir a votar tenemos que seguir una rutina a la que ya estamos muy acostumbrados: mascarilla y alcohol gel, respetar la distancia, evitar el contacto físico y permanecer el menor tiempo posible en espacios cerrados. Lo mismo que hacemos cuando vamos a cualquier parte.

2.- Es un momento histórico. De hecho, el único en nuestra historia. Nunca antes en Chile se ha redactado una Constitución de manera democrática. Aunque pueda sonar increíble. Es más, es la primera vez en el mundo –¡en la historia de la humanidad!–, que una Constitución es escrita de forma paritaria. Nunca antes hombres y mujeres se habían sentado en igualdad de número para redactar las normas que nos regirán a como República. El algún sentido es un gran poder: uno que soñaron las mujeres que lucharon por su voto y anhelaba toda la sociedad excluida en la época del voto censitario. Por supuesto, es también una gran responsabilidad: no debemos desperdiciar una oportunidad única en nuestra historia y la del mundo.

3.- Quienes integren la Convención determinarán el resultado. Solo hay un momento para decidir quienes serán parte de la Convención y es este fin de semana. A ver, imagina que van a decidir cómo pintar tu casa. Probablemente, si solo tú o tus hermanos deciden el color, es distinto que si lo hiciera solo tu madre. El resultado también será distinto si lo hacen todos juntos, por el contrario, solo uno de ustedes. Las mujeres lo han expresado bien, ¿por qué hay espacios de decisión en los que solo participan hombres? Se ha estudiado que la integración de los espacios afecta lo que se discute y, por supuesto, lo que se decide. En la Convención Constitucional pasará lo mismo: cambia totalmente dependiendo de quienes serán parte y quienes no. Si quienes votaron Rechazo son mayoría o, incluso, tienen más de 52 representantes, pueden trabar su avance. Si son menos que eso, podremos conversar más libremente qué necesitamos como país.

4.- El sistema de elección favorece la ideas de quienes participan más. Nos rige un sistema electoral proporcional. Como todo sistema –y todo en la vida, quizás–, es bueno o malo según lo que uno quiera de él. En particular, de este sistema queremos que represente proporcionalmente las distintas opciones que expresan los votantes. Un ejemplo: si votan 100 personas y de ellas 60 lo hacen por ecologistas, 30 por conservadores y otras 10 por-lo-que-sea, un sistema proporcional va a tratar de que se respete esa proporción. Así, si se eligen 10 personas, deberían ser electos 6 ecologistas, 3 conservadores y 1 lo-que-sea. Por lo tanto, mientras más personas voten por ideas parecidas a las tuyas, mejor van a estar representadas esas ideas en la Convención Constitucional. ¿Quieres que todos tengan agua? Encárgate de que vote gente que quiera eso también y que vote por quienes promueven el derecho al agua. Mientras más sean, mejor les va a ir.

5.-Sigamos construyendo el Chile que soñamos desde Octubre de 2019. Las movilizaciones que comenzaron en octubre abrieron un proceso y una oportunidad de apertura y diálogo. Cuando tocamos una olla o salimos un millón de personas a la calle, la posibilidad de cambio real  se veía lejana y casi imposible. Fueron días –y aún lo son– dolorosos, pero también nos permitieron soñar con un país distinto y, por lo mismo, merece que lo hagamos valer. La posibilidad de cambio que buscamos en las calles se encuentra, de alguna forma, en las urnas este 15 y 16 mayo. Podemos elegir nuevas personas que estén en el poder, nuevas ideas y nuevas formas de hacer política. Uno nunca gana totalmente todo lo que quería o pensaba, como tampoco pierde totalmente. La historia es larga y toma su tiempo construirla. Este sábado y domingo es un gran hito de ese gran camino: seamos parte de la historia y construyamos entre todas y todos la dignidad que merecemos.

Esperamos que las ideas que llevaron al amplio triunfo del Apruebo y la Convención Constitucional, que nos hicieron indignarnos y conectarnos, se reflejen en las elecciones de este fin de semana. Para eso aún quedan días y horas para entusiasmar a la mayor cantidad posible. Corre la voz.

Comentarios
Sabía ud que... Leandro en inglés se dice readandro. -------------------------------- Sabía ud que... Spielberg es fan de Schiappacasse, y Brian, de Palma. -------------------------------- Sabía ud que... En una cita a ciegas esperamos hallar el amor a primera vista. -------------------------------- Sabía ud que... Los políticos nos recuerdan al bidet porque primero la cagan y después se suben por el chorro. -------------------------------- Sabía ud que... La palabra “estadio” tiene todas las vocales excepto la U. --------------------------------