Foto: Agencia UNO

La fuerte autocrítica de Camila Vallejo: “He tenido errores comunicacionales que me ha costado mucho superar”

En entrevista con CHV Noticias, la actual diputada habló de la presión que sentía en el Congreso, del "tiempo perdido" que intenta recuperar con su hija y de su negativa a repostular a la Cámara de Diputados. También presentó a su heredera en el distrito 12.

La diputada Camila Vallejo (PC) realizó una importante autocrítica sobre sus ocho años en el Congreso y abordó las razones que la alejan de repostular por un tercer período, noticia que ella misma confirmó en el pleno del Comité Central del Partido Comunista.

En diálogo con CHV Noticias, la legisladora sostuvo que “en la política son muy importantes, a veces, las cuñas, como uno expresa las ideas, y he tenido errores comunicacionales que me ha costado mucho superar”.

“Por ejemplo, cuando se empujó una reducción de la dieta parlamentaria. Yo he sido siempre promotora de aquello, pero en mi análisis político, creer que eso iba a permitir superar o enfrentar las desigualdades estructurales en Chile era un error y lo dije así y se entendió como que no estaba de acuerdo con eso”, detalló.

La legisladora añadió que también “debí haber denunciado más abiertamente a quiénes dentro de la Nueva Mayoría estaban atornillando para el otro lado. Algunos parlamentarios boicoteaban las reformas y me arrepiento de no haber denunciado públicamente eso”.

“Habría denunciado a Ignacio Walker (DC). Creo que debimos habernos puesto más duros con el ex ministro Eyzaguirre (PPD), con Valdés (PPD). A Burgos (ex DC) siempre lo denuncié. Creo que Burgos le hizo muy mal al gobierno de la Nueva Mayoría, porque vino a instalar una agenda represiva brutal”, manifestó.

Vallejo apuntó al llamado “partido del orden” que está muy “acomodado” en el poder y que no creen en la necesidad de las transformaciones. “Debimos haber golpeado más la mesa para denunciar eso y que se entendiera el boicot interno que había”, puntualizó.

LA RELACIÓN CON SU HIJA

La legisladora también contó que hizo campaña hasta el último día de embarazo, previo a convertirse en la legisladora más joven del hemiciclo y, a su vez, en madre primeriza.

“El día en que me empezaron las contracciones yo estaba en un acto del aniversario del plebiscito en un parque y caminé tanto que me empezaron algunos calambres y en la noche empezaron contracciones. Al otro día yo ya estaba dando a luz”, relató.

Pasado el tiempo, Camila Vallejo cuenta que su hija, que actualmente tiene siete años, la interpela por su ausencia, por lo que la diputada reconoce que espera “recuperar el tiempo perdido” con ella.

“Me dice ‘mamá, yo entiendo que hay mucha gente que te necesita por tu trabajo, pero yo también te necesito’. Cuando tu hija te empieza a decir esas cosas, uno entiende que tiene que empezar a escucharla”, reflexionó.

LA PRESIÓN DEL CONGRESO

La diputada también narró que durante estos últimos ocho años ha vivido “bajo mucha presión” en el Congreso. “Mi desarrollo, mis capacidades, mi entrega, llegaron a un punto de culminación. Creo que cierra un ciclo”, sostuvo.

En ese sentido, sobre su futuro, Camila Vallejo aseguró que “estoy abierta a muchas posibilidades. ¿Cuáles? No sé. Creo que va a venir un nuevo ciclo, pero no tengo un plan concreto”.

“Estoy en búsqueda de trabajo. Me gusta mi carrera, me gusta el trabajo territorial, todo lo que tiene que ver con temas medioambientales, de educación, infancia, género (…) no tengo totalmente resuelto en qué trabajo concretamente se traduce. Pero no estoy postulando a ningún cargo de representación. Eso está completamente resuelto”, insistió.

También reveló que actualmente está cursando un magíster de dos años sobre Gobierno, Política Pública y Territorio. “Necesitaba volver a estudiar”, indicó.

DANIELA SERRANO, SU HEREDERA

Finalmente, Camila Vallejo presentó a la persona que intentará cubrir el cupo del Partido Comunista en el distrito 12 y que en 2017 le permitió arrastrar al diputado Amaro Labra.

Se trata de Daniela Serrano, actual presidenta de las Juventudes Comunistas. “Es mujer, ex dirigente estudiantil, feminista, luchadora, joven, estaría entrando al Congreso más o menos a la misma edad que yo, y nos formamos en la misma escuela, en la de la alegre rebeldía. Entonces me da mucha esperanza y mucha confianza”, manifestó.


VOLVER AL HOME PARA SEGUIR LEYENDO MÁS NOTAS DE THE CLINIC

The Clinic Newsletter
Comentarios