El 27 de julio del año pasado se exhibió en Canal 13 Cable el documental “Estrella Distante” -llamado así por la cuarta novela de Roberto Bolaño publicada a fines de los ’90-, de Darinka Guevara y Jordi Lloret. Se trataba del primer registro nacional sobre el escritor chileno que falleció el 15 de julio del 2003. El canal planeaba hacer repeticiones durante los siguientes dos años, pero todo se detuvo cuando los realizadores recibieron una carta de parte de Javier Béjar y Cristina Soler, abogados de Gómez Acebo & Pombo en Barcelona y representantes de Carolina López, viuda y heredera, junto a sus dos hijos, de la obra de Bolaño. En ella, según explica Soler a The Clinic Online, se les reclamó a los autores chilenos haber reproducido material de Bolaño sin autorización y, sobre todo, relatar pasajes íntimos de su vida y sindicar a Carmen Pérez -y no a Carolina López- como su última pareja.

En estricto rigor, López fue la esposa de Bolaño hasta la muerte de éste en el hospital Vall d’Hebron de Barcelona. Al menos lo fue en el papel, ya que Bolaño nunca se separó de la mujer con quien se había casado en 1985 y tuvo dos hijos: Lautaro y Alexandra. Tampoco lo hizo cuando en 1997 conoció a Carmen Pérez en un viaje en tren ni cuando a principios del 2003 se fue de la casa familiar y comenzó a presentar a Carmen como su novia, según publicó Revista Qué Pasa el 2008.

Carmen Pérez nunca fue asidua a las entrevistas ni a darse a conocer públicamente. Siguió trabajando como educadora diferencial y en mayo del 2011 dio una entrevista a Revista Ya donde declaró que “dos meses antes de morir, él (Bolaño) dijo que, cuando superara el trasplante, se separaría legalmente”. Al final eso nunca pasó y fue Carolina y sus hijos quienes recibieron en herencia todos los derechos de la obra del escritor. En un principio, López se hizo asesorar en todo lo editorial por el crítico literario Ignacio Echevarría, amigo del escritor y quien ha sido mencionado como el albacea literario de Bolaño, una desinación que él mismo desmiente, ya que eso es una figura legal que nunca quedó establecida. “Jamás he asumido ese papel”,señala Echevarría desde España a The Clinic Online.

De esta forma Echevarría se encargó de la edición de “2666”, “El secreto del mal” y “Entre paréntesis”. Durante la preparación de “El secreto del mal” Echevarría realizó consultas con Carmen Pérez y al enterarse de que ambos habían tenido contacto, la viuda de Bolaño, Carolina, se alejó definitivamente de Echevarría: “a partir de ahí rompió conmigo”, dice el crítico literario. También rompió con Anagrama, la editorial histórica de Bolaño, y con varios amigos del círculo cercano del autor. Según Echevarría, también porque “somos testigos incómodos”.

Fue así como Carmen Pérez se convirtió en la causa de la discordia del documental “Estrella distante”. Desde la muerte del escritor chileno, el 15 de julio del 2003, su viuda ha sido cuidadosa con el material que se publica de él, especialmente sobre su vida personal. En las palabras de Echevarría, “ella ha pasado a ocuparse de un modo bastante codicioso de todo el material de Bolaño”.

ENTRAN LOS ABOGADOS

El 11 de octubre de 2012, los abogados de Gómez-Acebo & Pombo enviaron la primera carta requiriendo que se detuviera cualquier exhibición y reproducción del documental. Aunque según Soler habrían otras razones, como el uso de la obra de Bolaño para titular el documental y su reproducción, la razón principal es que en la cinta, al igual que en casi toda pieza de información que existe sobre el escritor (incluyendo Wikipedia), se presenta a Carmen Pérez como la última pareja de Bolaño, lo que según los abogados no sería cierto. “Eso es completamente falso. La mujer de Bolaño es su viuda, Carolina López”, sentencia Soler, quien agrega que eso constituye “un delito contra el derecho a la honra de la señora López y sus hijos”.

Según Cristina Soler, master en asesoría y gestión tributaria, “los herederos no tienen ningún inconveniente en el documental en general, sólo que no están de acuerdo es en que se dice que la señora Carmen Pérez fue la última pareja de Roberto Bolaño y eso no es cierto. Con independencia de que haya otras cuestiones, la más relevante es ésta”.

La abogada también declara sobre Carmen Pérez que “Roberto Bolaño nunca habló de esta persona” y que el que se la señale como su última mujer “está causando graves perjuicios a los herederos, a la viuda y sus hijos, que se han visto obligados a enviar estas comunicaciones, que es el único medio para comunicar que esta información no es cierta”.

Pero lo que para Carolina López y sus abogados es pura calumnia, para Echevarría es innegable.“Nadie puede discutir que Carmen Pérez fue amante de Bolaño hasta su muerte. Decir, ‘su mujer’, no sé, me da igual. Técnicamente, no estaba casado con ella, pero amante sí”, dice. Además, insiste en que la de Carmen y Bolaño es una historia muy conocida. “Yo no tengo ningún interés en revolver en las heridas de Carolina, pero sí interés en dejar claro que la actitud de esta mujer es evidente. Está utilizando todo su poder, que es bastante. Cuenta con un bufete de abogados que tiene mucho prestigio y mucho dinero para asustar a la gente. Y eso hace que nadie se atreva a decir nada que no sea lo que ella quiere oír”.

Por otra parte, Canal 13 Cable aún cuenta con la licencia para exhibir el documental hasta agosto del 2014. Esto porque al haberse financiado con el Fondo del Libro, los realizadores habrían contado con una carta de apoyo e imágenes del Canal, particularmente de la participación de Bolaño en el programa La Belleza de Pensar. Sin embargo, la suspensión de la emisión del documental no se debe a las amenazas de Carolina López, sino que, según señala la productora Loreto Cristi es “por prudencia”, ya que ellos no tienen participación ni injerencia en el tema legal que afecta a los realizadores de “Estrella Distante”. Sin embargo, estarían en total libertad de repetir los tres capítulos de media hora en que se divide el documental.

TESTIGOS INCÓMODOS

El documental, que es el primero de realización chilena, ganó el Premio del Consejo de Cultura 2011 y el Fondo del Libro. Cuenta con música original de Toto Álvarez y pretende realizar una biografía de Roberto Bolaño en base a los testimonios de Bruno Montané, amigo de toda la vida del escritor; Jorge Mencera, quien trabajó con Bolaño en Blanes y Patti Smith, seguidora de la obra de Bolaño, quien además ha tocado con su hijo Lautaro, y por supuesto, Carmen Pérez.

Para los seguidores de la vida y obra de Bolaño, esta actitud podría no resultar sorpresiva de parte de López, quien se ha esmerado por manter una versión de la “historia oficial” de Bolaño. Tampoco es sorpresiva para Echevarría, quien ya criticó el rol de López en la exposición Archivo Bolaño 1977-2003 del Centro de Cultura Contemporánea de Barcelona. Frente a estas acciones, Echevarría comenta entre risas: “en el comportamiento de Carolina es normal. No es normal en general, pero en el suyo sí que lo es”.

El tema finalmente se reduce a que López ha hecho todos los intentos, como señala Echevarría, de “borrar pistas y consolidar a largo plazo una versión oficial de su vida con Bolaño y de la vida del escritor. Me parece un interés comprensible, pero lo está consiguiendo a punto de asustar”. Y esta versión se resumiría básicamente a instaurar la idea de que “ella fue la única mujer de Roberto Bolaño”, como dice el editor español.

Desde España Cristina Soler señala sobre una posible demanda que no puede hablar y que “cuando todo esté ordenado, pues, si se toman acciones y se dirá en su momento oportuno”. A modo de resumen destaca que el documental “Estrella Distante” simplemente “no se puede difundir”.

Consultados por este diario, los autores del documental Darinka Guevara y Jordi Lloret, no quisieron referirse al caso.