Luego de que esta mañana la presidenta Michelle Bachelet, firmara los proyectos claves de la reforma Educacional que comprometió en su campaña, el ministro de Educación, Nicolás Eyzaguirre se refirió a las críticas que no tardaron en surgir desde la oposición y el movimiento estudiantil. El fin al lucro, a la selección y al copago, fueron calificadas por los estudiantes como “una reforma sin contenido”. Ante esto el titular de la cartera dijo que el Gobierno tendrá una actitud “flexible”, siempre que no se atente contra los fundamentos de la reforma.

“Nosotros siempre vamos a tener una actitud flexible”, dijo Eyzaguirre.

Sobre las críticas que surgieron desde la oposición el titular de Educación dijo que “yo invitaría a los parlamentarios a que, más allá del natural juego político, que yo entiendo, tratemos de concentrarnos en lo profundo del proyecto, y el contenido del proyecto no es otro que poner las reglas del juego de la educación en Chile acorde con las prácticas reconocidas en todos los países en desarrollo. Por tanto, no veo por qué deberíamos tener discrepancias”, según informa EMOL.

El secretario de Estado dijo que está abierto a recibir todo tipo de sugerencias para mejorar el proyecto, subrayando que la iniciativa será ingresada con urgencia simple al Congreso por lo que el tiempo del debate no será reducido. Aunque advirtió que “obviamente, no podemos recibir aquellas sugerencias que consagraren la mantención del lucro, del financiamiento compartido o de la discriminación”.

En relación alas críticas del movimiento estudiantil, el ministro dijo que entiende su actitud vigilante, pero remarcó que “yo quisiera enfatizar que el movimiento estudiantil ha puesto el fin al lucro, a la selección y al financiamiento compartido como parte importante de sus emblemas y es precisamente eso lo que estamos haciendo hoy día”.