A las 09:00 horas de este miércoles se dio inicio a la serie de presentaciones que más de 135 organizaciones realizarán en audiencia pública ante los ministros del Tribunal Constitucional, en torno al extenso y encendido debate sobre el proyecto que despenaliza el aborto en las tres causales ya conocidas: violación, peligro de vida de la madre e inviabilidad fetal.

Tras escuchar a todos los actores sociales, los 10 ministros que componen el TC dará a conocer su votación este viernes 18 de agosto a eso de las 21 horas, todo esto respecto al requerimiento de Chile Vamos que busca declarar inconstitucional esta iniciativa que ha tensionado al Congreso durante largos meses.

Pues bien, la primera organización en exponer ante el tribunal que lidera su presidente Carlos Carmona, fue la Asociación Fraternidad. Luego fue el turno de la Corporación Miles y la Universidad Católica.

Al respecto, el abogado constitucionalista que también representa a la PUC, Patricio Zapata, señaló que “la Constitución sobre persona dice que son seres que tienen desarrollo espiritual y material. Luego dice que los derechos son los que humanan de la naturaleza humana”.

Sobre la objeción de conciencia el jurista añadió que “para la U Católica fue complejo desde el momento uno que este proyecto obligará a cometer abortos”.

También han expuesto en la jornada Lidia Casas Becerra, representante de la ANEF, la CUT y a la diputada Karla Rubilar.

Tras ellos, el abogado representante del Partido Socialista, Enrique Aldunate, tomó la palabra para decir que “la despenalización no es lo mismo que la descriminalización”.

Precisó que “acá lo que se está haciendo es una selección a partir de situaciones específicas (…) otro punto será la apreciación personal que cada uno pueda adoptar frente a la norma. Pero el punto central del proyecto es que establece siempre la voluntariedad”.

En tanto, el representante de la División de las Américas de Human Rights Watch, José Miguel Vivanco expresó al TC que “el proyecto es perfectamente compatible con las obligaciones jurídicas que ha asumido el Estado de Chile con los derechos humanos”.

Vale decir que los argumentos de las más de 135 organizaciones serán expuestos entre este miércoles y jueves, ante los ministros del TC. Se trata de una cifra inédita de participación en las audiencias públicas que el Constitucional viene realizando desde el debate por la entrega de la píldora del día después en 2007.

El TC considerará primero las exposiciones de cada una de las agrupaciones y representantes de diferentes segmentos de la sociedad chilena que no podrán extenderse por más de diez minutos, antes de escuchar los alegatos jurídicos sobre la constitucionalidad del proyecto del gobierno que despenaliza la interrupción voluntaria del embarazo en tres causales.

En las intervenciones, según la resolución informada por el TC, los integrantes del tribunal no formularán preguntas y no serán admitidas réplicas de los expositores. Tampoco está permitido el uso de apoyo audiovisual.

Debido a la inédita participación, se definió un cronograma estricto que contemplará escuchar a los 135 interesados, entre el miércoles y jueves, en tres bloques horarios que parten a las 9 de la mañana y terminarán a las 12 de la noche.

El órgano jurisdiccional admitió la semana pasada a trámite un recurso presentado por legisladores derechistas para impugnar dicho proyecto que despenaliza el aborto en tres circunstancias, que fue aprobado seis días antes por el Congreso.