El ganado ocupa el treinta por ciento de la superficie de la tierra.

En países desarrollados como los Estados Unidos, donde se las alimenta con maíz y soja en lugar de pasto, las vacas se han convertido en una seria amenaza al medio ambiente, al mismo nivel que los autos, los aviones y los trenes.

Sólo en los Estados Unidos, las vacas producen más gases de efecto invernadero que 22 millones de autos juntos por año.
Su excremento es responsable de dos tercios de toda la polución mundial por óxido nitroso.

Y otros datos inquietantes, en este video animado del Center for Investigative Reporting: