Imagen de referencia

El Servicio de Vivienda y Urbanización (Serviu) comunicó que aproximadamente la mitad de las casas del conjunto habitacional “Los Culenes”, ubicado en la comuna de Vichuquén, sufrió problemas estructurales debido a la aparición de las primeras lluvias. La gran mayoría de las viviendas pertenecen a damnificados del terremoto y tsunami del 27 de febrero, según indica Cooperativa.

Omar Gutiérrez Mesina, director regional del Serviu, afirmó que “nos topamos con 30 viviendas con filtraciones de agua, casi el 50 por ciento de las viviendas”.

En esa misma línea, agregó que “la verdad es que es muy preocupante la situación. Tenemos además socavones en el terreno, en los terraplenes, tenemos muros perimetrales derrumbados producto de las aguas lluvias. Tenemos patios inundados sin salida de agua y algunas techumbres con filtraciones de agua”.