EL-PANORAMA-ACTUAL-DE-LAS-DROGAS_dmt

Un mulero peruano que viajaba en autobús con destino a Santiago, murió en el Hospital Regional de Copiapó, a 813 kilómetros de la capital chilena, tras romperse una de los 90 ovoides de cocaína que portaba en su estómago.

Jorge Yujra Condori, de 24 años, comenzó a sentirse mal en el interior del vehículo, lo que obligó al chófer a detenerse en Chañaral, cercana a la ciudad de Copiapó, donde falleció en el hospital.

El fiscal de la comunidad de Diego de Almagro, Pablo Silva, explicó en un comunicado que los exámenes realizados en el hospital de la zona determinaron que tenía elementos extraños en su organismo.

A pesar de los esfuerzos médicos, no fue posible salvar la vida de Yujra Condori, tras sufrir una intoxicación masiva por la ruptura de una de los 90 ovoides de cocaína que portaba en su estómago.

El capitán del grupo especializado de carabineros 0S7-Atacama, Marcelo Orellana, recordó a medios locales que en 2013 falleció una mujer extranjera por la misma causa, siendo este el primer caso ocurrido este año.

“En este último tiempo agrupaciones dedicadas al tráfico de drogas han utilizado a personas como correos humanos para transportar droga, arriesgando su integridad física”, agregó Orellana.

Por instrucción de la Fiscalía el cuerpo de la persona fue derivado hasta el Servicio Médico Legal para proceder a la autopsia de rigor para poder establecer la causa definitiva de la muerte.