Máximo Kirchner se encuentra estable tras operación por un absceso hepático

“Se le realizó un drenaje percutáneo que ha sido exitoso, a cargo de los doctores Pedro Ferraina y Francisco Suárez Anzorena”, detalla el parte médico. El hijo de la presidenta Cristina Fernández ingresó la tarde del sábado en el sanatorio privado Otamendi, de la capital argentina

Máximo Kirchner

Máximo Kirchner, hijo de la presidenta argentina, Cristina Fernández, fue ingresado en un sanatorio de Buenos Aires por un absceso hepático, informaron fuentes médicas.

Kirchner, que fue electo diputado por la sureña provincia de Santa Cruz el pasado 25 de octubre, ingresó en la tarde del sábado en el sanatorio privado Otamendi, de la capital argentina.

Según un parte médico de ese centro de salud, difundido por la agencia oficial Télam, Kirchner, de 38 años, permanecía esta noche en el sanatorio “clínicamente estable y en proceso de recuperación”.

El hijo del fallecido expresidente Néstor Kirchner fue atendido en el centro médico por un “absceso hepático de origen diverticular”.

“Por tal motivo se le realizó un drenaje percutáneo que ha sido exitoso, a cargo de los doctores Pedro Ferraina y Francisco Suárez Anzorena”, detalla el parte médico.

Comentarios