Movida-salpica-a-la-Superintendenta-de-Pensiones-y-militantes-histoÌ-ricos-de-la-DC

Ante la inquietud presentada por la Superintendencia de Pensiones, hasta hace poco liderada por Tamara Agnic, y por la firma Principal a un dictamen de la Contraloría General de la República en diciembre, el organismo fiscalizador ratificó sus cuestionamientos sobre la legalidad de la aprobación de la fusión entre las AFPs Cuprum y Argentum realizada por la Superintendencia de Pensiones.

Ambas firmas pertenecen actualmente a Principal Financial Group y la polémica unión, celebrada en enero de 2015, permitió a la firma eludir el pago de 80 mil millones de pesos en impuestos a través de un beneficio llamado goodwill.

En diciembre del año pasado, la CGR había expuesto sus reparos haciendo hincapié en que la fusión no podía ser legal en cuanto para realizarla debían existir dos AFPs y en este caso sólo estaba constituida Cuprum. Por ello, tanto la Superintendencia y Principal intentaron objetar la competencia del órgano fiscalizador para referirse al tema.

“La definición legal de fusión supone la existencia de dos o más sociedades y que, en la especie, al momento de verificarse la fusión, solo existía válidamente la AFP Cuprum S.A. y no la AFP Argentum S.A., por lo que esa figura no pudo operar conforme a derecho”, señaló el texto oficial firmado por la contralora subrogante Patricia Arriagada.

“En lo referente a la eventual invalidación de las resoluciones que autorizaron la constitución y fusión de la especie que -según una de las presentaciones- promovería el dictamen cuestionado, corresponde aclarar que esta Contraloría General solo se limitó a aludir al carácter impugnable judicialmente de esos actos”, indica el texto.

Por otro lado la CGR dijo que el dictamen de diciembre se realizó “en el ejercicio de las atribuciones fiscalizadoras que constitucional y legalmente tiene respecto de la Superintendencia de Pensiones”.

Cabe destacar que hace algunas semanas Tamara Agnic, a cargo de la Superintendencia en la época de la aprobación, renunció a su cargo reclamando la intervención de la ministra del Trabajo, Ximena Rincón en su gestión. La ministra fue una de las más críticas de esta fusión que permitió la elusión de un monto considerable de tributos.

Operación Cuprum: El oficio en que la ministra Rincón exige a la Superintendenta abstenerse de aprobar fusiones truchas – The Clinic Online