Agencia UNO

Reembolso adicional para las candidatas a Constituyente: el nuevo foco de tensión que deja al Servel en la mira del feminismo

El “Manual de Consulta de Financiamiento y Gasto Electoral”, documento del Servel respecto a las candidaturas a la Convención Constitucional, alcaldes, concejales y gobernadores, no distingue reembolsos adicionales para las candidatas mujeres, criterio que sí se aplicó para las mujeres que postularon al Parlamento en las elecciones del 2017. Expertas electorales sostienen que debería aplicarse el mismo criterio para las candidatas que participen de los comicios de abril próximo.

Pasado el mediodía de ayer, la cientista política, Javiera Arce, planteó una duda en su cuenta de Twitter al integrante del Consejo Directivo del Servel, el también cientista político Alfredo Joignant. “¿Te puedo hacer una consulta? Mira, se supone que la norma planteaba que las reglas para la elección de la Convención serían las mismas que el 2017, sin embargo, observo con preocupación que no habrá un reembolso adicional a las mujeres como lo redactamos el 2015”. 

El tuit anterior fue acompañado de un extracto del “Manual de Consulta de Financiamiento y Gasto Electoral” del organismo, donde en el capítulo “Reembolso a candidatos” no se hace una diferenciación respecto al reembolso adicional a candidaturas de mujeres, tal como sí se señala -por ejemplo- respecto a las postulaciones de candidaturas indígenas: 0,01 unidades de fomento extra por cada voto obtenido. 

Expertas electorales acusaron recibo de esta omisión, pues afirman que los reembolsos para las candidaturas mujeres en la elecciones de abril, debería ser con el mismo criterio utilizado en las elecciones parlamentarias del 2017, donde la normativa que reformó el sistema electoral binominal, estableció que se realizaría una devolución de 0,01 unidades de fomento adicional por cada voto obtenido, respecto al 0.03 UF base que asegura la legislación vigente. Esto, con el fin de generar una acción afirmativa que facilite la partición de mujeres en política. 

“Uno esperaría que desde las elecciones del 2017 se cumplan con las mismas reglas, no tiene por qué modificarse el gasto electoral. Sabiendo que hay información de la evaluación de la aplicación de la cuota de género del 2017, cómo es posible que nuevamente no se reconozca el techo de billetes que puede generar esta elección. Ese es el problema”, sostiene a The Clinic Javiera Arce, académica de la Red de Politólogas. 

Una opinión similar tiene la abogada María Jaraquemada, ex directora de Espacio Público. “Haciendo algunas capacitaciones me fijé en eso y también me llamó la atención, también me quedó la duda”, reconoce la investigadora. “Lo que entiendo es que si el legislador en su momento no decidió de forma expresa que no se aplicara el reembolso adicional, entiendo que debería aplicarse este criterio”, agrega. 

Antecedente: la cancha dispareja del 2017

A partir de lo planteado en el manual del Servel para las elecciones de Abril, tanto Arce como Jaraquemada recuerdan que las acciones afirmativas hacia las mujeres, resulta fundamental para emparejar la cancha respecto a los candidatos hombres. Para ello, apuntaron a los resultados que arrojaron las elecciones parlamentarias del 2017 donde, a pesar de que sí se aplicó el reembolso adicional a las candidatas mujeres, los resultados globales de recursos de ambos género fue en detrimento de las mujeres. Según el estudio “Análisis de implementación de las nuevas reglas de financiamiento a la política y campañas electorales”, realizado por Espacio Público y publicado en Octubre del 2018, concluyó que para las anteriores elecciones de candidatas a diputadas y senadoras, las mujeres recibieron menos recursos que los hombres: del total de los aportes, los candidatos hombres recibieron en promedio alrededor del doble de aportes que las mujeres (1,9 en el caso de la Cámara de Diputados y 2,1 en el caso del Senado)

De forma desglosada, el estudio agrega: “Con respecto al total de aportes privados, los candidatos hombres al parlamento reciben, en promedio, 2,5 veces más que las candidatas mujeres (2,3 en el caso de la Cámara de Diputados y 3,5 en el caso del Senado). En el financiamiento de partidos, los candidatos hombres al parlamento reciben, en promedio, un 40% más aportes de partidos que las candidatas mujeres (42% en el caso de la Cámara de Diputados y 66% en el caso del Senado)”. 

“Vimos que efectivamente las candidatas mujeres reciben menos financiamiento que los candidatos hombres que los partidos políticos. tienen mayor dificultad para acceder a créditos, entonces efectivamente la cancha no está pareja para las mujeres, independiente que haya paridad o lo que pasa con la ley de cuotas para las parlamentarias”, agrega Jaraquemada. 

A este punto se agrega la serie de controversias a las que se ha visto expuesto el Servel respecto a la interpretación del criterio “cebra” que asegura la Paridad de Género en las listas a la Convención Constitucional, en particular, para los elencos impares de candidaturas, donde a juicio de varias militantes de partidos de oposición y del movimiento feminista en general, se terminó perjudicando a las mujeres que postulan a la Constituyente. 

De hecho, el pacto “Apruebo Dignidad” (Frente Amplio y Partido Comunista) presentó hace un par de semanas un reclamo ante el Tricel objetando el criterio del Servel sobre este punto en una serie de listas impares a la Convención Constitucional. Sin embargo, el recurso fue declarado “inadmisible” por el tribunal, debido a que fue presentado fuera del plazo legal. 

Lo anterior generó un intenso debate entre las actrices políticas feministas, endosando responsabilidades tanto a los partidos que tardaron en sumarse a la ofensiva, como los que derechamente evitaron suscribir el documento, como fue el caso del PS y el PPD. “Qué manera de evadir responsabilidades: presentar fuera de plazo es hacer un show y el ridículo. Cero convicción sobre la paridad por este lado del mundo”, apuntó en Twitter el pasado viernes Alfredo Joignant, miembro del Consejo Directivo del Servel, en respuesta a una opinión crítica expresada por Antonia Orellana, candidata a constituyente por el Distrito 10 de Convergencia Social y coordinadora de Paridad del Frente Amplio. 

“No están interpretando bien las normas jurídica y al Consejo Directivo le falta criterio de género”, acusa Javiera Arce.

Consultado el Servel por este tema, en tanto, hasta el cierre de edición aún no respondían a las consultas realizadas por The Clinic.

The Clinic Newsletter
Comentarios