La Prensa Austral informó hoy que la recientemente designada gobernadora de Tierra del Fuego, Catalina Besnier, fue individualizada junto a otras personas como eventual involucrda en una estafa efectuada en la sucursal Porvenir del BancoEstado, cuyo monto ascendería a los 153 millones de pesos. Con motivo de la detección del fraude, el banco cerró la cuenta corriente de la gobernadora a mediados del año pasado, lo que la llevó a presentar un recurso de protección alegando que se trataba de una medida totalmente arbitraria. Este recurso fue rechazado por la Corte de Apelaciones de Punta Arenas, al desestimar sus argumentos y al considerar los antecedentes proporcionados por BancoEstado respecto de la investigación.
Según consta en el fallo de la Corte, el procedimiento utilizado para la estafa era que “una funcionaria del Banco recurría a clientes que facilitaban sus cuentas corrientes para depositar cheques del cónyuge de ésta (la funcionaria), los que carecían de fondos, autorizando con posterioridad ella misma la liberación de los fondos retenidos, los que luego se traspasaban a otras cuentas, desde las que finalmente se retiraban, siendo la de la recurrente (Catalina Besnier) precisamente de éstas últimas, registrando más de 60 transferencias de fondos por mesón y una cantidad similar de traspasos por internet, para los cuales puso en conocimiento de la inculpada (la funcionaria bancaria) su clave secreta y de uso personal”.
Segñun informó La Prensa Austral, por estos días la Fiscalía de Porvenir realiza las últimas diligencias antes de solicitar al Juzgado de Garantía día y hora para formalizar la investigación en contra de quienes resulten responsables de este cuantioso desfalco.