contrerasA1

Parece que la polémica por los dichos del embajador PC en Uruguay, Eduardo Contreras, está lejos de terminar- como dijo el Gobierno- tras las explicaciones dadas al Canciller Heraldo Muñoz luego de arribar a Santiago.

Este martes, tanto el titular de RR.EE. como el representante diplomático, tendrán que explicar el asunto en la Cámara de Diputados, luego de que la Comisión de Relaciones Exteriores del Congreso enviara una carta para que ambos acudan a Valparaíso.

El diputado PPD y presidente de comisión de RR.EE. en el parlamento, Jorge Tarud, informó que Muñoz y Contreras ya recibieron la citación del Congreso.

Durante esta jornada, las duras críticas por no haber sacado al embajador no sólo siguieron llegando desde la derecha, pues al interior de la Nueva Mayoría, también insistieron en que Contreras debió haber renunciado.

La presidenta del senado, la PS Isabel Allende, sostuvo que entendía y respetaba la decisión de Bachelet, pero que ella, en lo personal, hubiese esperado que el propio aludido diera un paso al costado, pues a su juicio, fue un hecho que no tenía justificación.

En un tono similar, el senador DC, Jorge Pizarro, señaló que Contreras emitió “opiniones desatinadas, debió haber renunciado por dignidad (…) se produce un problema entre partidos de la nueva Mayoría”.

“La DC no tiene nungún peso en el Gobierno”

Bastante más duro se mostró el diputado RN, José Manuel Edwards, quien aseguró que la situación sentó un mal precedente, y que además quedó claro que la DC no pesa en el Ejecutivo.

“Es una notificación de que el gobierno está siendo dominado por el Partido Comunista y que lamentablemente pretende transformar las relaciones internacionales en un virtual campo de batalla”, dijo el diputado RN, quien agregó que “el canciller ayer dijo que esto no sentaba ningún precedente, eso no es así, esta decisión estaría sentando un precedente de que un embajador puede decir lo que quiera e imputar acusar acusaciones y ser ratificado en el cargo”.

El senador UDI Juan Antonio Coloma, en línea con Edwards, planteó que “el que manda al interior de la Nueva Mayoría es el Partido Comunista, al Partido Comunista no se le puede tocar una persona porque se enojan y si se enoja el Partido Comunista tiembla la Nueva Mayoría”.

Esta mañana, en el programa de TVN, Estadio Nacional, el presidente del PC, Guillermo Teillier, tal como lo había manifestado antes de la reunión de Contreras con el canciller, dijo que “dejamos en manos de la Presidenta y del canciller la resolución sobre el tema, no fuimos en ningún momento a pedirle a ninguna autoridad que lo mantuvieran”.

Las disculpas de Contreras

“Comparar hechos y contextos de años pasados con sucesos que se inscriben en una situación histórica totalmente diferente fue un grave error y así lo asumo ante el país y los afectados. Reitero mis disculpas públicas a la Presidenta de la República, Michelle Bachelet y el canciller Heraldo Muñoz, por haberlos puestos en una situación difícil por mis desafortunadas declaraciones. Confío en que podamos trabajar todos juntos en el programa que el Chile de hoy necesita”, fue lo que manifestó el embajador, quien había saltado a la palestra tras referirse -en entrevista con el medio La Diaria- a que la derecha empresarial estaba detrás de los últimos atentados explosivos en Chile.

También había criticado el rol de la DC en el Golpe de Estado de 1973, lo que motivó la airada reacción de la falange, que al igual que la derecha había pedido su salida

“Hemos aceptado las excusas que ha hecho el embajador Contreras y por lo tanto para el gobierno este episodio está cerrado”, dijo anoche el canciller agregando que “el embajador regresará a Uruguay y por mi parten no tengo nada más que agregar al respecto”.